La jornada sobre innovación en la universidad se ha celebrado en el Paraninfo
La jornada sobre innovación en la universidad se ha celebrado en el Paraninfo EUROPA PRESS

Garmendia ha participado en el edificio Paraninfo en Zaragoza en una jornada sobre innovación en el modelo universitario, en el marco del ciclo 'La universidad, a debate'. En la sesión han intervenido también el exsecretario de Estado de Universidades e Investigación, Miguel Ángel Quintanilla, el rector de la Universidad de Zaragoza, José Antonio Mayoral, y la consejera de Innovación, Investigación y Universidad del Gobierno de Aragón, Pilar Alegría.

En declaraciones a los medios de comunicación, la exministra ha defendido que todas las instituciones, tanto académicas como empresariales, deben apostar por la innovación y, en el caso de las universidades, tienen que recuperar "el protagonismo" como institución "clave del progreso de la sociedad", con la participación de la sociedad que debe involucrarse en estos cambios.

Desde una perspectiva laboral, "necesitaremos una universidad muy presente en nuestras vidas y de forma permanente", dado que las personas necesitarán formarse a lo largo de toda su vida con una universidad "abierta" y unas instituciones empresariales que deberán plantearse si están dispuestas a ceder parte de la jornada laboral a la formación de sus trabajadores.

En este sentido, Garmendia ha observado que se reclama también la figura de un profesor "no exclusivamente académico, sino que sea un poco mentor, inspirador de las experiencias de los universitarios en el mundo laboral". Ya existe la figura del profesor asociado, "pero no es tan fácil de utilizar, la universidad necesita un marco más flexible" para ello.

Aunque la universidad "como generadora de conocimiento ha perdido el monopolio hace muchísimo tiempo, tiene que ser muy relevante, capaz de guiar el tránsito del presente al futuro, tiene que adaptarse en regulación, en perfiles del profesorado", conectar el conocimiento y ser "mucho más interactiva", estableciendo nuevos marcos de colaboración y siendo más flexible.

SE ESTÁ AVANZANDO

Desde Cotec se está impulsando un decálogo de recomendaciones en el que se fija en cada ámbito una universidad española que es "emblema" de que el cambio es posible y de que se está avanzando. "Muchas veces parece que hay muchas trabas, pero dentro del marco general siempre hay una manera de avanzar", ha sostenido.

"Más allá de que una universidad tenga una buena y ejemplar producción científica, de altísima calidad, falta avanzar en el impacto que tiene esa productividad científica", un problema que está afectando a todas las instituciones universitarias españolas, dado que "la ciencia no engancha con la sociedad, no se percibe lo que significa invertir en universidad".

Cristina Garmendia ha reclamado un marco normativo "más abierto, más flexible y adaptado" para que los cambios sean más fáciles, pero también ha exigido consenso político y, especialmente y en primer lugar, diálogo con la comunidad educativa y con los docentes, dado que si no se tiene en cuenta su opinión "los cambios no calan si la comunidad educativa no asume todos los ingredientes de la receta del cambio". En todo caso, ha dicho tajante que es la universidad la que debe decidir "retomar ese papel" protagonista en el progreso de la sociedad.

Ha advertido también del hecho de que Europa es "uno de los mayores contribuidores en la producción científica", pero no se traduce en resultados económicos, dado que en 2007 las mil compañías más innovadoras invertían primero en Europa, después en Estados Unidos y por último en Asia y ahora es al revés. "Europa tiene que pensar qué nos está pasando, por qué no tenemos el foco de las grandes empresas si nuestro sistema es tan potente, algo no se está haciendo bien", ha sentenciado.

MUCHO MÉRITO

Por su parte, el exsecretario de Estado de Universidades e Investigación, Miguel Ángel Quintanilla, ha remarcado que las universidades son "instituciones muy potentes en España y muy innovadoras", estimando que "tienen mucho mérito" porque siendo instituciones con gran tradición han sido capaces de adaptarse a los cambios de la sociedad "que ha cambiado en veinte años más que en veinte siglos".

La universidad española produce aproximadamente el 3 por ciento de la producción científica mundial pero la participación española en el PIB mundial no alcanza el 3 por ciento, "tenemos más presencia científico universitaria que económico financiera", aunque las universidades "han hecho un esfuerzo enorme en estos treinta años y ese esfuerzo se ha notado".

Respecto a la autonomía de la universidad, Quintanilla ha indicado que "es un valor irrenunciable, está en la Constitución, pero hay que ejercerlo" y repensar cómo se ejerce, una cuestión sobre la que los partidos políticos ya están trabajando.

MIRAR AL FUTURO

Para la consejera de Innovación, Investigación y Universidad, Pilar Alegría, esta jornada es "muy interesante" y permite "mirar hacia dentro, hacia dónde tiene que ir la universidad del futuro". Uno de los elementos clave de esa universidad del futuro es el profesorado a quien se debe "cuidar, dotarle de recursos y darle ese protagonismo que se merece". Alegría ha expresado su respeto a la autonomía universitaria y ha coincidido en apostar por el diálogo y la participación en la toma de cualquier tipo de decisiones.

Por último, el rector de la UZ, José Antonio Mayoral, ha observado que habrá que cambiar el marco regulatorio "más pronto que tarde" y fruto de un "gran consenso", hablando también de la financiación de las universidades y de la "formación continua y a lo largo de la vida", unas cuestiones que no dependen solo de las Comunidades autónomas sino también del conjunto del Estado.

En este mismo sentido, ha manifestado que "no hay que perder la esperanza" sobre una reforma de la ley de universidades, aunque "es una ley orgánica y eso requiere de unas mayorías que ahora son difíciles", aunque todos los partidos han expresado su compromiso de reformarla.

Además, la ley consta de algunas partes que "no son orgánicas y que se pueden reformar de manera más rápida", lo que permitiría dar solución a cuestiones "urgentes" como el acceso del profesorado a la carrera universitaria.

Sobre la jornada de este lunes, ha explicado que es el cierre de un compromiso que adquirió en campaña antes de acceder al cargo de rector para promover una reflexión sobre "la universidad del siglo XXI" y que dará lugar a un documento que recoja todo el análisis que se ha llevado a cabo.

Consulta aquí más noticias de Zaragoza.