Ciervo en la reserva de Boumort
Ciervo en la reserva de Boumort ARACELI GORT / GOVERN

El objetivo es reducir el riesgo de masificación y las molestias a los animales, mejorar la satisfacción de los usuarios de la Reserva y potenciar las visitas guiadas, ha informado este miércoles la Conselleria en un comunicado.

De mediados de septiembre a mediados de octubre el ciervo entra en celo y tiene lugar la brama, época en la que al amanecer y en los atardeceres resuenan en Boumort los bramidos de los machos, que intentan atraer a hembras.

Ante el creciente número de visitantes, este año la Junta Consultiva de la Reserva, donde además de la Generalitat están representados, entre otros, ayuntamientos, consejos comarcales, propietarios de terrenos y agricultores, ha aprobado por consenso realizar esta prueba piloto para ordenar las actividades de observación de la berrea del ciervo.

La Resolución aprobada por el Departamento de Agricultura, Ganadería, Pesca y Alimentación prevé dos alternativas para visitar la Reserva en época de brama: la visita guiada, para la que se reserva un sector al que sólo pueden acceder las empresas de guiado autorizadas, y la visita libre, para la que se establecen cuatro rutas recomendadas con sus correspondientes puntos de interés.

Consulta aquí más noticias de Lleida.