Bloques de pisos
Bloques de pisos Europa Press - Archivo

El precio ha crecido un 0,39 por ciento respecto a julio, según el informe mensual de precios de Pisos.com.

Baleares fue la segunda autonomía más cara del país, teniendo por delante a País Vasco (2.708 €/m2). En el ámbito provincial, Baleares fue la tercera más cara.

La capital balear incrementó su precio un 0,55 por ciento mensual. De un año a otro, Palma (10,11%) fue la décimo tercera capital de provincia que más subió del país.

Con 2.540 euros por metro cuadrado en agosto de 2018, Palma fue la quinta capital de provincia más cara, en un listado liderado por Barcelona (4.205 €/m2).

En cuanto a la vivienda de segunda mano en España, en agosto de 2018 registró un precio medio de 1.612 euros por metro cuadrado, con un ascenso mensual del 0,44 por ciento. De un año a otro, la cifra registrada ha subido un 5,5 por ciento.

Según el director de Estudios de Pisos.com, Ferran Font, en ciudades como Madrid y Barcelona, "la vivienda usada podría seguir sin encontrar su techo mientras no crezca la oferta de alquiler residencial y la obra nueva".

Para el portavoz del portal inmobiliario, "es importante que el esfuerzo financiero que realizan los compradores se mantenga en niveles razonables, para lo cual es deseable que las entidades sigan analizando en detalle la solvencia de sus clientes y concediendo hipotecas de forma prudente".

"Resulta esencial que aquellos ciudadanos que todavía no pueden convertirse en propietarios tengan la posibilidad de encontrar en el mercado del alquiler una alternativa que no ahogue su capacidad de ahorro", ha concluido Font.