Gráfico sobre el Índice de Producción Industrial en Baleares (fuente: INE)
Gráfico sobre el Índice de Producción Industrial en Baleares (fuente: INE) EPDATA

Tras Baleares, las CCAA que registran las mayores caídas son Madrid (-7,8%) y Andalucía (-7,2%). Por el contrario, Cantabria (5,8%), Canarias (2,5%) y País Vasco (2,1%) presentan los mayores aumentos.

En lo que va de año, la producción industrial en Baleares ha caído un 5,1 por ciento.

En el conjunto del país, el Índice General de Producción Industrial (IPI) cayó un 2 por ciento en junio en relación al mismo mes de 2017, tasa 3,3 puntos inferior a la de mayo.

Con el retroceso interanual de junio, este indicador regresa a terreno negativo tras encadenar dos meses de tasas positivas después de haber protagonizado en abril su mayor avance en una década (+11,1%).

La caída de la producción industrial en junio fue consecuencia del descenso de la producción en la energía (-9,2%), en los bienes de consumo duradero (-8%) y en los de consumo no duradero (-3,3%). En cambio, la producción subió un 1,7 por ciento en los bienes intermedios y un 0,9 por ciento en los de equipo.

Corregida de efectos estacionales y de calendario, la producción industrial registró en junio un crecimiento interanual del 0,5 por ciento respecto al mismo mes de 2017, tasa 0,8 puntos inferior a la registrada en mayo. Con este avance, este indicador encadena 23 meses consecutivos de alzas interanuales en la serie corregida.

Los índices corregidos de efectos estacionales y de calendario presentaron tasas anuales negativas en todos los sectores salvo en el caso de los bienes de equipo e intermedios, que registraron una subida del 4,2 por ciento en ambos casos. El mayor descenso lo registraron la energía (-8,3%), seguida de los bienes de consumo duradero (-4%) y los de consumo no duradero (-0,7%).

En tasa mensual (junio sobre mayo), la producción industrial cayó un 0,6 por ciento eliminando los efectos estacionales y de calendario, frente al incremento del 0,1 por ciento registrado un año antes y el aumento del 0,8 por ciento de mayo de este año.

Por sectores industriales, todos ellos presentaron retrocesos mensuales, salvo los bienes de equipo (+0,1%) y los intermedios (0,0%). La producción mensual de bienes de consumo no duradero cayo un 0,5 por ciento, mientras que la de bienes de consumo duradero retrocedió un 1,4 por ciento y la de energía, un 3,8 por ciento.