Carrera hacia la Casa Blanca
Hillary Clinton. (REUTERS). REUTERS

La senadora demócrata y aspirante presidencial Hillary Clinton, acusó este domingo a su principal rival, Barack Obama, de distorsionar los comentarios que ella hizo sobre el papel de Martin Luther King en el movimiento de los derechos civiles en Estados Unidos.

"Es importante dejar claras las cosas porque sabemos por los informes de prensa que la campaña de Obama está distorsionando esto deliberadamente", dijo Clinton durante una entrevista con la cadena televisiva NBC . "No hay ni una sola pizca de verdad" en las acusaciones de Obama, aseguró Clinton, quien aprovechó la entrevista para atacar las posiciones del senador en torno a la guerra en Irak.

Como prueba de que Obama está añadiendo el elemento racial en la contienda, la campaña de Clinton mostró un memorándum que recoge varios comentarios de la senadora que, según la campaña del precandidato negro, demuestran poca sensibilidad racial.

La polémica

Pero han sido las propias palabras de la ex primera dama las que suscitaron la controversia, principalmente entre la comunidad negra, después de que la semana pasada Clinton sugiriera que la equidad racial en EEUU se logró gracias a que el presidente Lyndon B. Johnson firmó la ley de derechos civiles en 1964. Para muchos activistas negros, sus palabras parecieron minimizar la influencia y contribución de King al movimiento de los derechos civiles durante la década de los años sesenta.

Obama, por su parte, dijo este domingo que está "desconcertado" por las acusaciones de Clinton de que él está inyectando el tema racial en la contienda, ya que "fue ella quien hizo una declaración inoportuna".

El senador de Illinois dijo que Clinton tiene derecho a explicar lo que quiso decir pero calificó de "ridículo" que su campaña ahora sugiera que él ha sido el causante de la polémica.