Eva Montesinos atiende a los medios junto a José Muñoz, este jueves
Eva Montesinos atiende a los medios junto a José Muñoz, este jueves EUROPA PRESS

Muñoz ha hecho alusión de esta forma al transfuguismo de dos parlamentarios del PSOE en la Comunidad de Madrid y al hecho de que la edil ex miembro de Podemos, Nerea Belmonte, actual no adscrita, haya votado en blanco, lo que ha impedido a PSPV mantenerse en la Alcaldía. Ene ste sentido, Muñoz ha advertido de que los socialistas estarán "vigilantes" sobre ese proceso de decisión de la concejal.

El 'popular' Luis Barcala se ha hecho con la vara de mando al ser el PP la formación más votada en las elecciones de mayo de 2015. Montesinos ha comparecido ante los medios, al término de la sesión de investidura, junto al secretario de Organización del PSPV, Jorge Muñoz, y ha sostenido que el partido había asumido su "responsabilidad" fijando una "línea muy fina" que costó el cargo al exalcalde socialista, Gabriel Echávarri.

Echávarri dejó su acta el pasado 9 de abril, tras ser doblemente procesado por despedir a una trabajadora temporal del Ayuntamiento, cuñada del propio Barcala, y por un supuesto fraccionamiento de contratos en Comercio.

"La irresponsabilidad de que siete concejales de este ayuntamiento haya devuelto la Alcaldía al partido más corrupto de la historia es una paradoja. Hemos asumido la nuestra; que cada uno asuma la suya por omisión o por las circunstancias que cada uno haya determinado que debía ser su voto", ha mantenido.

Montesinos, que ha felicitado a Barcala, ha apelado a los cinco ediles de Ciudadanos y a los dos no adscritos, Nerea Belmonte (ex de Guanyar) y Fernando Sepulcre (ex de Ciudadanos), "por qué han consentido que vuelva a gobernar el partido que ha maltratado y ha hecho el peor de los daños a la ciudad".

Preguntada sobre si culpa a Belmonte de la situación, ha reclamado que cada uno explique "cuál ha sido su postura y por qué". Al respecto, ha insistido en que la omisión de la edil de Guanyar ha permitido que un partido con ocho votos haya recuperado la Alcaldía. "Hoy la ciudad estará indignada", ha considerado.

"Hoy en la ciudad de Alicante se ha producido un 'tamayazo', la ciudad tiene que estar triste porque tiene un alcalde que ha llegado a serlo mediante una serie de cuestiones que deberá aclarar en su momento", ha incidido José Muñoz, y ha advertido de que el PSPV estará "vigilante" sobre el "proceso de decisión de la concejal Nerea Belmonte".

Ha tachado a Luis Barcala de ser el "alcalde de la vergüenza" y ha criticado que Ciudadanos pese a postularse como "el partido de la regeneración democrática" haya permitido el regreso del PP para "hacer lo que ha hecho durante los últimos 20 años: malversar y gestionar mal y despreocuparse de la ciudad".

"INTERÉS RETRIBUTIVO"

En cuanto a las negociaciones con Belmonte, el secretario de Organización ha contrapuesto a un PSPV que "entiende la política" en base a "proyectos, programas y necesidades de la ciudadanía" frente a "una concejal que solo se preocupaba de su interés".

"Ha preferido mirar su interés retributivo y se ha olvidado de todos los ciudadanos progresistas que humildemente depositaron su confianza en ella para permitir un cambio de progreso", ha continuado. Además, ha confiado en que dentro de un año "este gesto" no quedará "en saco roto" en las elecciones municipales.

Consulta aquí más noticias de Alicante.