Personal sanitario en un hospital
Personal sanitario en un hospital Europa Press/Archivo

Ante ello y en un comunicado, CSIF ha reclamado, en este Día Nacional contra las Agresiones en el Ámbito Sanitario, "que se tomen medidas urgentes para prevenir las agresiones, que en 2017 sumaron 144 casos en el Servicio Andaluz de Salud (SAS) en Córdoba", pues, "aunque es verdad que son menos episodios que los que se registraron en 2016", CSIF considera que "sigue siendo una cifra muy elevada, puesto que se trata de casi tres ataques a estos profesionales cada semana".

Por este motivo, el sindicato ha puesto en marcha a nivel nacional una campaña de sensibilización bajo el lema de 'El respeto es tarea de todos' y se ha instalado una mesa informativa en el Hospital Universitario Reina Sofía de Córdoba.

Ante esta situación, CSIF plantea la necesidad de "crear un grupo multidisciplinar que abarque no solamente el ámbito sanitario, sino el educativo y el judicial, para llegar a una solución real", a la vez que ha exigido al SAS "el cumplimiento de su propio Plan de Prevención de Agresiones, que establece la posible denuncia judicial y social por parte de la Administración a los agresores de sus profesionales, potestad que nunca ejerce, dejando solo al profesional ante la denuncia de sus propios agresores".

Por ello, en CSIF entienden que "las administraciones, de manera conjunta, deben diseñar y ejecutar medidas reales y eficaces para la seguridad de los profesionales en el ámbito sanitario y el respeto en los centros de trabajo".

Consulta aquí más noticias de Córdoba.