José Luis Aguirre (Ibercaja) y Carlos Ocaña (FUNCAS).
José Luis Aguirre (Ibercaja) y Carlos Ocaña (FUNCAS). EUROPA PRESS

El Programa FUNCAS de Estímulo de la Educación Financiera pretende dotar de conocimientos sobre esta materia a ciudadanos de todas las edades para que tomen decisiones mejor informados. Por su parte, Ibercaja ha formado a 40.000 personas desde 2013 y espera dar formación a entre 20.000 y 30.000 más a partir de ahora.

Este programa, en el que también participa la asociación de cajas y bancos CECA, está dotado con 3 millones de euros, y en el caso de Ibercaja, forman parte de él los voluntarios de la entidad.

Ibercaja promoverá un vasto conjunto de acciones informativas para difundir conocimientos básicos sobre conceptos y productos económicos. Asimismo, se realizarán acciones para colectivos con necesidades específicas a través de ONG.

Durante la presentación del acuerdo, José Luis Aguirre ha considerado que "el nivel de conocimiento financiero en España todavía es insuficiente" y afecta de forma "esencial" a la vida de las familias, indicando que "disponer de conocimientos básicos es tan imprescindible como leer o escribir".

Ha destacado el "extenso abanico" de líneas de formación financiera que implementa la Obra Social de Ibercaja y ha puesto de relieve la participación en este programa de los voluntarios de la entidad.

El presidente de Ibercaja ha enmarcado este programa en la vocación de transparencia de la entidad y la necesidad de que los clientes "tengan un mejor conocimiento de lo que están haciendo".

A preguntas de los medios de comunicación ha manifestado, respecto de algunos productos comercializados por la banca española hace años, que "no hubo mala voluntad", pero que la crisis produjo situaciones "complejas" y algunos productos que "podían ser normales" se convirtieron en "muy complejos". Ha dejado claro que desde Ibercaja "no hemos vendido productos raros ni atípicos".

Carlos Ocaña ha comentado que instituciones como la CNMV han solicitado al sector bancario que forme a sus usuarios, en el marco de su "compromiso con la sociedad", y ha lamentado que "el sistema educativo no nos forma en habilidades financieras".

Ocaña ha expresado que un conocimiento "saludable" puede contribuir a solucionar problemas en este ámbito, aseverando que "es una demanda actual", advirtiendo de que "la población se enfrenta a muchísimas decisiones financieras". Se trata de "concienciar a la sociedad de la importancia de tomar decisiones financieras con comodidad", ha dicho, subrayando que con estos conocimientos "el cliente decide mejor".

TODOS LOS PÚBLICOS

La formación llega a todos los públicos. En los talleres de 'Finanzas Básicas', destinado a escolares, expertos en economía facilitan a los alumnos de cuarto de ESO, Bachillerato y Ciclos Formativos recursos didácticos, habilidades de emprendimiento y formación sobre otros modelos de economía. Se realizan actividades online disponibles todo el año, con juegos como 'Aprender finanzas jugando', vídeos educativos y la convocatoria del concurso 'Reporteros en la Red' para estudiantes de ámbito nacional.

En 'Finanzas básicas' para el público general se organizan talleres que imparte del voluntariado de Ibercaja sobre nociones básicas a tener en cuenta para manejar las finanzas domésticas. El Colegio de Economistas de Aragón formará a estudiantes universitarios.

Los profesores pueden seguir el curso on line 'Cómo impartir educación financiera e iniciativa emprendedora en ESO' para conocer recursos didácticos que garanticen una enseñanza de calidad en este campo y fomentar la iniciativa emprendedora.

También se organizan las 'Jornadas para voluntarios de Ibercaja', que impulsan la participación de los empleados de Ibercaja Banco y cuentan con un programa de formación permanente en el que se les proporciona material didáctico y documentación para impartir los talleres.

Otro curso es el destinado a formadores de ONG, dirigido a empleados de estas organizaciones al objeto de facilitarles recursos para formar a usuarios en la toma de decisiones.

Además, Ibercaja cuenta con programas de formación continua para que sus empleados puedan ofrecer una atención personalizada y especializada a sus clientes. Entre 2017 y 2018 más de 2.200 nuevos empleados están obteniendo una certificación oficial que permite reforzar la cultura de asesoramiento del banco y su modelo de relación con el cliente, que se fundamenta en la personalización, la utilidad y el compromiso mutuo.

Consulta aquí más noticias de Zaragoza.