Ximo Puig en Alicante
Ximo Puig en Alicante TWITTER GENERALITAT - Archivo

Puig ha precisado que el PSPV actuará "si los jueces determinan que ha habido algún tipo de situación irregular", preguntado por cuál es la "línea roja" de la formación en el llamado 'caso Comercio'. "Cuando se abra juicio oral será un momento oportuno, en estos momentos no se ha abierto", ha recalcado a los periodistas en el congreso comarcal de L'Alacantí.

Tras insistir en que "evidentemente, no se trata de un caso de corrupción" y en que el PSPV antepone el interés de los alicantinos, el 'president' ha garantizado que los socialistas atenderán "siempre" las circunstancias que se den en el ámbito jurídico y político, pero que lo harán para "garantizar la gobernabilidad y lo que dijeron las elecciones en Alicante: un gobierno de cambio y progreso".

"Vamos a actuar en consecuencia con nuestros estatutos y código ético, más allá de que, evidentemente, no se trata de un caso de corrupción", ha señalado, para reconocer la existencia de "crisis política desde hace unos meses" en la capital alicantina y recordar que "veníamos de una situación de corrupción que ya no existe".

Preguntado así por si pedirá la dimisión de Echávarri tras la confirmación del procesamiento, Puig ha reiterado que el PSPV esperará a que se tomen las decisiones judiciales que "parece que en estos momentos están encaminadas a desarrollarse", por lo que el partido asumirá la responsabilidad política. "Como siempre hemos hecho", ha remarcado.

"ÉL LO GESTIONARÁ ADECUADAMENTE"

Por todo ello, respecto a si apoya o no al alcalde, el líder de los socialistas valencianos ha subrayado que "no se trata de apoyar o no" sino de "una situación que él gestionará adecuadamente". "Lo que hay que poner de manifiesto es que no estamos en un caso de corrupción", ha reiterado, y que "si los jueces determinan que ha habido algún tipo de situación irregular, se asumirán las responsabilidades jurídicas y políticas; nada más".

Preguntado por la posible apertura de expediente a Echávarri desde el PSOE nacional, ha recalcado que "el PSPV es capaz de gestionar esta situación y los socialistas de Alicante de dar la solución". Se ha mostrado así convencido de que "el alcalde siempre pondrá el interés general de los ciudadanos de Alicante y del PSOE".

Bajo este prisma, Puig ha insistido en que el objetivo del PSPV es "garantizar la gobernabilidad" en la localidad, que se ha haga "en clave de progreso" y, con todo, "buscar fórmulas para aprovechar todo lo conseguido en Alicante". "Queremos que Alicante tenga el lugar que se merece en España", ha reivindicado.

Sobre si le preocupa que el llamado 'caso Comercio' afecte a los votos del PSOE en Alicante en las próximas elecciones municipales de 2019, ha expresado que le preocupa "sobre todo" que "no se visualice el renacimiento de la Comunitat y el cambio en Alicante". Ha puesto como ejemplo acciones del Consell como la bicapitalidad, la Agencia de la Innovación, el distrito digital y la recuperación de la Ciudad de la Luz y de la "imagen de Alicante".

En definitiva, Ximo Puig ha rechazado que "el ruido no haga ver la realidad de los hechos" y ha asegurado que, desde la llegada de Echávarri a la Alcaldía en 2015, "a pesar de todos los problemas del Ayuntamiento de Alicante desde el principio, se han hecho muchas cosas positivas".

Consulta aquí más noticias de Alicante.