Sobre las 14.50 horas, en la calle Los Ciruelos, un turismo se salió de la vía y colisionó contra una furgoneta y un turismo que estaban estacionados en el lugar. Posteriormente siguió su marcha y chocó contra la rotonda de la calle Gutiérrez Solana confluencia con la calle José María de Cossío.

La conductora abandonó allí su vehículo y se subió en un autobús del TUS en dirección hacia la avenida de Los Castros, donde fue localizada por la Policía Local, que le solicitó la realización de la prueba de la alcoholemia.

La implicada se negó reiteradamente a hacerla así como a identificarse, adoptando una actitud agresiva hacia los agentes. Se procedió a su detención, a la que también opuso resistencia.

Consulta aquí más noticias de Cantabria.