Ora Valldemossa
Ora Valldemossa Europa Press

Por su lado, el controlador ha sido condenado a un año y nueve meses de cárcel -pena suspendida durante cuatro años a condición de que no cometa ningún delito- y el policía local ha sido condenado a un total de dos años de cárcel, una pena también suspendida.

Además, han sido condenados a pagar una multa de siete meses a razón de tres euros diarios (630 euros) cada uno y, además, deberán pagar una indemnización conjunta de 9.000 euros.

De esta manera, la presidenta del Tribunal del Jurado, Eleonor Moyá, les ha condenado a cada uno por un delito de malversación de caudales públicos y otro de infidelidad de documento público.

Según el escrito, los condenados eran los encargados de juntar la recaudación de las máquinas de los tickets de la ORA en el municipio y conocían la existencia de anomalías en varias de las máquinas.

Con esto, se pusieron de acuerdo para obtener un beneficio ilícito y decidieron apoderarse de algunas de las cantidades sin realizar los ingresos en la cuenta del Ayuntamiento.