El delegado del Gobierno, segundo por la derecha, durante la visita
El delegado del Gobierno, segundo por la derecha, durante la visita EUROPA PRESS

"Eso es lo que vale la Región de Murcia a efectos fiscales y catastrales, es decir, lo que suman las propiedades tanto públicas como privadas de la Comunidad", según ha hecho saber el delegado del Gobierno en la Región, Francisco Bernabé.

El delegado ha dado a conocer estos datos acompañado por el delegado de Economía y Hacienda del Gobierno central en la Región de Murcia, Justo Parejo, durante una visita a las dependencias del Catastro para conocer a su plantilla, intercambiar impresiones con ella y hacer un balance del año 2017.

A este respecto, Bernabé ha señalado que, gracias a la revisión de valores catastrales llevados a cabo en el ejercicio 2017 en la Región, la valoración de los inmuebles en la Región ha aumentado en 361 millones de euros. Parejo ha detallado que el valor catastral, de acuerdo con lo que establece la Ley, es el 50 por ciento del valor fijado en el mercado.

En este sentido, Parejo ha señalado que la recuperación económica "claro que se está empezando a notar" en los registros del Catastro y "se va produciendo sensiblemente".

Desde el punto de vista del Catastro, ha señalado que esa recuperación económica se nota en las declaraciones de alta de obra nueva o en las transmisiones jurídicas que se producen, es decir, en la venta de un bien inmueble de una persona a otra, ámbitos en los que "se observa un incremento respecto a años anteriores" y que reflejan que, efectivamente "hay una recuperación".

EL 93% DE LOS TRÁMITES, TELEMÁTICOS

Además de los datos de valor material de las propiedades, inmuebles, edificaciones e infraestructuras que existen en la Región, Bernabé también ha destacado la "importancia" del trabajo que realizan los profesionales y los funcionarios del Catastro, a los que ha felicitado públicamente en la persona de su responsable, Justo Parejo.

"Te felicito por la labor que realizan los 77 funcionarios que tiene este organismo en la Comunidad", ha señalado Bernabé, quien ha precisado que en 2017 se tramitaron 205.000 expedientes por parte de este organismo, en los que "se ha hecho un esfuerzo muy grande de cercanía con el ciudadano".

Ha señalado que, de esos 205.000 expedientes, 140.000 fueron certificaciones catastrales y, de ellas, 131.000 se realizaron vía electrónica y telemática, de forma que más de un 93 por ciento de las necesidades de los ciudadanos fueron cubiertas directamente con medios de administración digital.

Además, ha remarcado que el Catastro ha avanzado en la cercanía con los ciudadanos, de forma que aquellos murcianos que requieren un trámite de carácter presencial disponen actualmente de 52 puntos de información catastral en la Comunidad, gracias a la colaboración con

los ayuntamientos.

"Hoy en día, casi todos los consistorios de la Región tienen un punto de información donde los ciudadanos pueden acudir a hacer sus trámites y obtener su documentación sin tener que desplazarse a Murcia, Cartagena o Lorca donde están los servicios centrales de este organismo", ha puntualizado.

Parejo ha señalado que los trámites que se realizan en el Catastro son de tres tipos. En primer lugar, se hacen declaraciones catastrales de los propios contribuyentes, a las que están obligados tributariamente.

En segundo lugar, en el Catastro se realizan las comunicaciones que vienen por obligación legal a través de notarios, registradores y de las administraciones públicas (fundamentalmente de la Agencia Estatal de la Administración Tributaria y de los ayuntamientos).

En tercer lugar, en el Catastro se realiza lo que se conoce como la 'inspección', que consiste en detectar aquellas declaraciones no realizadas a pesar de que eran obligatorias. A resultas de esta labor, estas declaraciones se pueden incorporar a las bases de datos del catastro.

Consulta aquí más noticias de Murcia.