Para Puente, "éste es el camino a seguir, el de la unidad y la movilización" para reivindicar "la autonomía municipal" y disponer de lo que es de los municipios para atender las necesidades de sus ciudadanos.

El alcalde vallisoletano ha recordado que el Ayuntamiento que preside es "cumplidor", con un superávit "de en torno a 22 millones", que "paga proveedores en tres días", con una deuda "reducida a mínimos históricos" y que "cumple con la regla y el techo de gasto".

Óscar Puente ha admitido que para abordar otros asuntos como la regla de gasto, la tasa de reposición o la financiación local son temas "de más largo recorrido", pero se ha felicitado por lo que supone "al menos un primer paso".

Consulta aquí más noticias de Valladolid.