La protesta se ha iniciado a las 12 de la mañana en la Alameda con la presencia también de los líderes de En Marea, Luís Villares; Partido Socialista, Gonzalo Caballero; BNG, Ana Pontón y Ciudadanos, Olga Louzao.

Entre cánticos de 'No a la discriminación' y vestidos mayoritariamente de negro como señal de "luto" por la "muerte" de la justicia gallega, los participantes han reclamado "igualdad" pero también "dignidad", con maletas ficticias como protagonistas, en referencia a la supuesta invitación a "emigrar" que les habría realizado el director xeral de Función Pública en el marco de las negociaciones.

Nilo Fernández, representante del comité de huelga, ha lamentado que se les esté "poniendo de vagos y maleantes" cuando son "trabajadores de la justicia gallega" y ha instado a la Xunta de Galicia a sentarse a negociar, advirtiendo, como se ha escuchado también en las constantes proclamas de la protesta, que están "preparados para llegar hasta el final", cumpliendo un calendario de movilizaciones que está previsto hasta marzo.

Tras denunciar que se les está "discriminando" en materia laboral, sanitaria y económica, con respecto a los trabajadores de la justicia de otras comunidades, ha exigido "mismo trabajo, igual salario".

Entre sus reivindicaciones, ha citado la igualdad salarial, incidiendo en que existe una diferencia de hasta 500 euros en el complemento autonómico transitorio con "compañeros del País Vasco" y de 300 con los de Cantabria, que se les descuenta por "estar enfermos" y denunciando que "en la justicia gallega no se invierte un duro ni se consolidan plazas".

PETICIÓN DE DIMISIÓN DE RUEDA Y FEIJÓO

En la plaza de la Quintana, en la que ha concluido la manifestación en torno a las 14,00 horas, los organizadores de la protesta han clamado contra el presidente de la Xunta de Galicia, Alberto Núñez Feijóo, y el vicepresidente, Alfonso Rueda, a los que han pedido su dimisión, acusándolos de "mentirosos".

"Quién es usted, Feijóo, para hablar de justicia social cuando se sube su sueldo un 7%", han manifestado los portavoces de la protesta, que denunciaron que, en cambio, el presupuesto para Justicia en Galicia se "ha congelado entre 2010 y 2016". "A usted no le admitimos lecciones de dignidad, empiece por decirle a Rueda que no mienta, porque engaña, manipula y miente".

Tras reclamar "transparencia", han exigido la mediación del Consello de Relacións Laborais y que se cumpla la propuesta aprobada en el Parlamento de la Xunta de Galicia en contra de la discriminación laboral de estos trabajadores. Las frases "tenemos el derecho, tenemos la razón, ningún paso atrás, por dignidad", han sido entonadas como cierre a una protesta en la que se ha coreado un 'padrenuestro' irónico que instaba a "seguir en la lucha".

"NOSOTROS QUEREMOS NEGOCIAR PERO ELLOS MANIPULAN LA INFORMACIÓN"

En este sentido, la movilización ha escenificado la voluntad de los trabajadores de justicia de continuar con las protestas, en el marco del paro indefinido iniciado el 7 de febrero, y en el contexto de un conflicto que, de momento, se mantiene enquistado, tras la ruptura de las negociaciones esta semana. Entre otras reivindicaciones, los trabajadores reclaman una subida lineal de 225 euros al mes a aplicar en tres anualidades desde 2018.

Precisamente, preguntado por un calendario de movilizaciones que está organizado hasta el 9 de marzo, Nilo Fernández ha asegurado que "a día de hoy ya no engañan a nadie". "Todo el mundo sabe que nosotros queremos negociar, pero son ellos los que pretenden manipular la información y a la opinión pública", ha aseverado, añadiendo que los representantes de los trabajadores "están dispuestos a negociar, a sentarse cuando ellos quieran".

APOYO DE EN MAREA, PSOE, BNG Y CIUDADANOS

Tras una de las pancartas de cabecera han marchado los representantes de los principales partidos de la oposición. El líder de En Marea, Luís Villares, ha insistido en que se trata de una reivindicación "justa" para que "la justicia funcione mejor", puntualizando que se piden "más medios para que la justicia sea más ágil" o para "que no les roben la mitad del salario cuando se ponen enfermos, porque a nadie le hacen descuento en la hipoteca o el supermercado cuando se ponen malos".

En esta línea, ha aseverado que "el único que tiene interés en que la justicia no hable es Feijóo, porque cada vez que la justicia habla los acorrala más a ellos".

Por su parte, el secretario xeral del PSdeG, Gonzalo Caballero, ha denunciado el "fracaso en la gestión" de la Xunta, con una "justicia en Galicia paralizada por la incompetencia y la falta de voluntad política de Alfonso Rueda, que no es capaz de solucionarlo".

Ante esto, ha reclamado a Feijóo que se "ponga a hacer gestión política" y se olvide de "otras prioridades de clave más personal o del PP que no solucionan los problemas de los gallegos", en una legislatura en la que ha asegurado que "se percibe la debilidad del gobierno de la Xunta" con "muchos focos de problema", como la sanidad o la justicia.

Desde las filas del BNG, su portavoz nacional, Ana Pontón, ha reclamado a la Xunta que "deje la soberbia y la chulería y se ponga a trabajar", achacando la huelga a una "evidente" "chulería y prepotencia" del gobierno autonómico que están "enquistando" las reclamaciones de trabajadores.

"Ninguna persona en este país hace huelga por deporte, hacen huelga porque hay una situación injusta", ha añadido, para apuntar a renglón seguido que "si se acabó la crisis se tienen que acabar los recortes".

También Olga Louzao, portavoz de Ciudadanos en Galicia, ha pedido que "las políticas del PP que gobiernan la Xunta de Galicia se dediquen a otros cometidos, a otros objetivos" y "a mantener unos servicios públicos con trabajadores con condiciones óptimas laborales acordes a sus funciones".

Consulta aquí más noticias de A Coruña.