En esta jornada, en la que se expusieron las aportaciones e ideas de la Región al Pacto Educativo Nacional, el presidente explicó que este programa de refuerzo, al que se destinará un millón de euros, "apoyará a los alumnos para que puedan promocionar de curso, y se combatirá de manera decidida el abandono escolar temprano". La Región se convierte así en la segunda comunidad, tras Castilla y León, que presta refuerzo educativo en verano.

Se ofrecerán clases de refuerzo por las tardes para alumnos de sexto de Primaria y cuarto de la ESO. Éstos últimos también podrán asistir a ese programa en el mes de julio para preparar las pruebas extraordinarias y conseguir el título de Graduado en ESO.

Los propios centros decidirán qué alumnos reciben ese refuerzo que será impartido por profesorado del centro que se ofrezca voluntariamente, y cuyo trabajo se remunerará como servicios extraordinarios. Si no hay docentes que quieran participar, la Comunidad contrataría profesorado interino para desarrollarlo.

"Es una medida sin precedentes para fomentar la igualdad de oportunidades y que la educación no dependa de condiciones económicas o sociales", dijo el presidente. "No queremos que ningún alumno quede atrás, sino que vean el sistema educativo como una oportunidad de futuro".

La acción se enmarca en la Estrategia para el Éxito Educativo que se presentará próximamente, y que contempla más de 50 medidas a las que se destinarán 8 millones para para favorecer al éxito escolar. "Supone una revolución educativa en la Región; un plan ambicioso para mejorar la calidad de la enseñanza incidiendo en los alumnos que necesitan ayuda extra porque es de justicia que reciba más quien más lo necesita", dijo López Miras.

APORTACIONES DE LA REGIÓN AL PACTO NACIONAL EDUCATIVO

El presidente subrayó que ésta es una de las medidas que aporta la Región para "construir juntos" un Pacto Nacional Educativo, "que acabe con la sucesión de cambios que sólo generan incertidumbre, y que permita que todos los alumnos de España reciban una educación común y de calidad".

Asimismo, ha recordado que esas propuestas de la Región al Pacto Educativo se expusieron hace unos días en el Senado, "donde planteamos la necesidad de un sistema que facilite el trabajo al docente, cuya principal función es enseñar", eliminando burocracia, simplificar el método de evaluación, los currículos y programas, y fomentando aún más la autonomía de los centros.

Por otro lado, ha defendido la reducción del número de asignaturas "aglutinando conocimientos y reordenando temarios de manera más eficiente". Todo ello, unido a un mayor avance en la creación de itinerarios formativos, la potenciación de la FP Básica, la atención a los alumnos de altas capacidades y la atención a la diversidad.

"Somos una de las comunidades más inclusivas de España", dijo López Miras, quien abogó por que exista un orientador en cada centro de Primaria, siguiendo el modelo de Secundaria, y subrayó, como "modelo a seguir", el sistema de 'aulas abiertas' de la Región, en las que alumnos con dificultades son atendidos de forma profesionalizada e individualizada.

Otra aportación al Pacto Nacional es que el primer ciclo de Infantil se consolide progresivamente como una etapa con financiación pública, "para lo que necesitamos que el Pacto Educativo venga acompañado de dotación presupuestaria suficiente". Además, la Región ha propuesto que el Pacto incluya una financiación justa en función de las personas y no por territorios, en base a las necesidades educativas, y que se acometa un plan integral de infraestructuras y equipamientos para mejorar los centros educativos.

Consulta aquí más noticias de Murcia.