De estas, veintiocho tienen aviso por bajas temperaturas mínimas y en dos de ellas el riesgo es naranja en León y Burgos donde los termómetros incluso bajarán de -10 grados centígrados. Además, tendrán aviso amarillo por temperaturas mínimas de hasta -6 grados centígrados Lugo, Asturias, Cantabria, Palencia, Soria, Segovia, Ávila, Salamanca, Zamora, Valladolid, La Rioja, Navarra, Huesca, Zaragoza, Teruel, Gerona, Barcelona, Lérida, Madrid, Albacete, Ciudad Real, Guadalajara, Toledo, Murcia, Almería y Granada.

En Gerona, además, tendrán aviso por fenómenos costeros ya que se prevé viento del norte fuerza 7 y olas de 3 metros. Asimismo, las lluvias mantendrán en riesgo a las islas canarias de El Hierro, La Gomera, La Palma, Tenerife y Gran Canaria, donde se esperan acumulaciones de 15 litros por metro cuadrado en una hora y hasta 60 litros por metro cuadrado en 12 horas.

Temperaturas mínimas significativamente bajas en amplias zonas del interior peninsular. En Canarias, chubascos con probabilidad de que sean fuertes o persistentes y acompañados de tormentas.

En general, se esperan precipitaciones acompañadas de tormentas en Canarias, aunque serán más probables e intensas en las islas occidentales que podrán ser localmente fuertes y/o persistentes.

Además, también serán probables algunos chubascos en Baleares y no se descarta que se produzcan en puntos asilados del litoral de Valencia, Alicante y este de Cataluña.

En el extremo norte y alto Ebro se esperan intervalos de nubes bajas con alguna posibilidad de lluvias o lloviznas en el Cantábrico oriental. En el resto del país se esperan cielos poco nubosos o despejados en el resto del país con algunos intervalos nubosos en el litoral este peninsular.

La AEMET señala que también serán posibles las brumas o las nieblas matinales en la meseta norte y que la cota de nieve se situará en torno a 700 a 900 metros de altura en Baleares y en unos 2.000 a 2.200 metros en Canarias.

Las temperaturas mínimas descenderán de forma ligera en casi todo el país, aunque se espera que será más acusado en áreas montañosas de la mitad norte peninsular mientras que las temperaturas máximas no registrarán cambios significativos. Las heladas débiles a moderadas afectarán a gran parte del interior de la Península, fuertes en Pirineos y zonas del Cantábrico.

Finalmente, el viento soplará de componente este en cantábrico y del sureste peninsular y serán flojos de componente norte en la mitad norte de la península y Baleares. Los vientos serán flojos variables en el resto salvo en Canarias, donde rolarán de componente sur a suroeste.

Consulta aquí más noticias de Toledo.