Pazo de Meirás
Pazo de Meirás EUROPA PRESS

El conselleiro de Cultura, Educación e Ordenación Universitaria, Román Rodríguez, considera que las informaciones sobre una "hipotética venta" del Pazo de Meirás de Sada (A Coruña) se trata de un "globo sonda" de los herederos de Franco, propietarios de este inmueble distinguido como Bien de Interés Cultural (BIC) en 2011. En este sentido, ha pedido que "ninguna institución caiga en la trampa" de pagar para adquirir el bien.

Y es que, según ha vaticinado Rodríguez este lunes, la información publicada por 'OKDiario' el pasado viernes y de la que se hicieron eco otros medios sobre la posible intención de los herederos del dictador de vender el pazo por ocho millones puede ser una "estrategia orientada a que Galicia transfiera recursos por la compra de este bien".

A preguntas de los medios en rueda de prensa, el conselleiro ha recordado, no obstante, que existe un acuerdo parlamentario en el que se pide buscar la manera de llevar a manos públicas el pazo, pero con la especificidad de que la Xunta "no transfiera recursos económicos" a la familia del dictador.

En su intervención, Rodríguez ha ratificado que el Gobierno gallego no ha recibido ninguna comunicación "ni oficial ni oficiosa" por parte de los Franco y ha recordado a los herederos que, ante un "hipotético caso" de que se quieran vender las Torres de Meirás, la administración autonómica tiene que estar informada de antemano porque tendría preferencia en su compra por tratarse de un BIC -aunque esta vía está descartada-.

UNA "TRAMPA"

Dicho lo cual, el conselleiro ha insistido en que se podría tratar de una "trampa" en la que ha pedido que "no caiga ninguna institución" y ha apelado a la comisión que estudia las vías jurídicas para revertir en manos públicas el pazo, que está compuesta por "reputados" juristas e historiadores, por ser una cuestión "de enorme complejidad jurídica".

"Creo que ya es conocido que su venta hipotética es difícil", ha asegurado, ya que, según sus palabras, hay "dificultades" que "complicarían" que la familia Franco pudiese sacar a venta el Pazo de Meirás.

Por último, Rodríguez ha insistido en la voluntad de la Xunta de recuperar la titularidad pública del inmueble. "Galicia quiere que el Pazo de Meirás vuelva a pertenecer al patrimonio público", ha concluido.

INMUEBLE ADQUIRIDO EN 1938

Al respecto de la hipotética venta del pazo, el presidente de la comisión de expertos que analiza la incorporación al patrimonio público del Pazo de Meirás, Xosé Manuel Núñez Seixas, recordó en días pasados que los compradores tendrían las mismas "cargas" legales que las que tienen sus herederos actualmente, incluyendo si se declara nula la forma en que se adquirió el inmueble por parte de la familia Franco.

Las Torres de Meirás (como se conoce el inmueble y al que después se le añadieron otras fincas expropiadas por las que algunas se ha documentado que nunca se pagaron) nunca fue de titularidad pública. El edificio pasó de la familia Pardo Bazán a Francisco Franco como particular, después de que una comisión -de la que formaban parte sublevados del régimen- recabase el dinero.

Precisamente, los detalles de la transmisión patrimonial son los que estudian los expertos de la comisión, que parte de la premisa de que el pueblo gallego ya "pagó" en 1938 por este Pazo declarado BIC en 2011.

Por su parte, el Ayuntamiento de Sada pide al Gobierno gallego que se establezca una hoja de ruta que fije el "cuándo" y el "cómo" se incorporará el Pazo de Meirás al patrimonio público y urge precisar "a la mayor brevedad" la estrategia jurídica para lograrlo, tanto por parte de la comisión de expertos en la que participa la Xunta como la creada en el seno de la Diputación de A Coruña.

Consulta aquí más noticias de A Coruña.