Según ha recogido en un comunicado el sindicato este viernes, tras realizar una encuesta, "los aspirantes consultados aceptan la propuesta de pruebas anónimas de oposiciones" aunque consideran que "el margen no es muy amplio".

Asimismo, han explicado, algunos de los aspirantes entienden que poder hacer la lectura de las pruebas, "garantiza que los tribunales puedan obtener una percepción más global y objetiva".

Sobre que solo se pueda reclamar al final de cada fase, desde CCOO han recordado que si las pruebas son eliminatorias yun aspirante no supera la primera prueba, solo podrá reclamar cuando el resto de aspirantes hayan hecho la segunda prueba.

"Esto parece contradictorio puesto que obliga al aspirante a reclamar una vez que ya no puede continuar el proceso selectivo", han criticado.