El humorista Carlos Santiago pronunció en la capital gallega un pregón en el que hizo burlas y sátiras de la Virgen del Pilar y al Apóstol Santiago. "La libertad de expresión no ampara ofensas e injurias. Son simplemente una expresión de desprecio ante la fe que profesan muchas personas, que han sido heridas vilmente en sus sentimientos más profundos y valiosos", ha trasladado el Arzobispado en una nota de prensa.

"Estas ofensas no se dirigen contra un acontecimiento lejano y pasado, sino contra la presencia constante de la Virgen María del Pilar en la vivencia personal de la fe de una comunidad cristiana grande y con solera, como la zaragozana; y contra la identidad cultural de la sociedad aragonesa y española, abierta con vínculos de hermandad a los pueblos de América", han añadido desde el Arzobispado.

Ante esta situación, el arzobispo Vicente Jiménez ha dispuesto que en todas las eucaristías que se celebren el próximo domingo en las parroquias y templos de la archidiócesis se haga una oración de desagravio y reparación por las referidas ofensas.

Consulta aquí más noticias de Zaragoza.