En una nota de prensa, la Administración gallega ha lamentado incidentes producidos en la jornada de este jueves en Lugo, donde se vio perjudicado el funcionamiento normal de un ascensor y de la electricidad de los edificios judiciales.

También en Pontevedra, Vigo y A Coruña, los trabajadores en huelga "obstaculizaron" los servicios del Registro Civil, que registraron grandes colas y esperas.

En el comunicado, la Xunta ha mantenido su disposición a dialogar con los trabajadores y les ha pedido "responsabilidad" para que se cumplan los servicios mínimos establecidos. La Administración gallega "mantiene su voluntad de diálogo y su oferta económica", que mejora las dos anteriores y que se basa en un incremento del complemento autonómico de hasta 900 euros mensuales, lo que situaría a Galicia "por encima de la media del conjunto de las comunidades autónomas".

"Por el contrario, los representantes de los trabajadores mantienen una postura inamovible, con una petición de incremento salarial de unos 3.000 euros de media al año, que resulta inasumible para las arcas públicas", ha dicho la Xunta.

Además de la subida salarial, el Ejecutivo gallego propuso a los trabajadores otras "mejoras de relevancia", como el incremento de los permisos por maternidad o paternidad, una mejora en el empleo, con 43 nuevas plazas en los juzgados, y el establecimiento de un complemento lineal por objetivos al personal que trabaja en los juzgados de violencia de género.

PARTICIPACIÓN "MASIVA"

Los sindicatos han destacado la participación "masiva" de los trabajadores en esta segunda jornada de huelga que, a nivel gallego, ha rondado el 90%.

El responsable de UGT Xustiza, Manuel González Carvajal, ha criticado la "actitud incendiaria" del presidente de la Xunta, Alberto Núñez Feijóo, que, "con sus mentiras, hace que los trabajadores de la Justicia de Galicia aumenten su participación en la huelga".

En relación con la jornada anterior, ha dicho, se produce un aumento en la participación de un punto porcentual. "Eso es debido a la actitud prepotente y mentirosa del señor Alberto Núñez Feijóo", que "sigue incendiando" los ánimos a través de "las instrucciones que publica".

La última de estas órdenes "incendiarias" es la de nombramiento de servicios públicos, ha dicho el responsable sindical, que ha indicado que esta misma mañana, ante "la imposibilidad de notificar los servicios mínimos de forma personal" a los trabajadores como "establece la ley", la Xunta "obliga a los letrados de la administración de Justicia a notificarlo", recurriendo al "deber de colaboración".

Manuel González ha apuntado que esta "no está entre sus funciones" y ha calificado de "vergonzosa" la situación, que, considera, "vulnera el derecho a huelga".

Del mismo modo, ha considerado que esta decisión demuestra que los datos de seguimiento de la huelga de la Xunta, del 42 por ciento, no son ciertos. "Si fuese verdad el seguimiento de la huelga, no haría falta esta instrucción. Pone de manifiesto que el seguimiento de la huelga está siendo masivo", ha sentenciado.

Consulta aquí más noticias de A Coruña.