En concreto, los servicios mínimos que fija la orden de la Xunta publicada en el Diario Oficial de Galicia (DOG) decreta en los juzgados exclusivos de violencia sobre la mujer la presencia de un gestor, un tramitador y un auxilio.

La Asociación Rede de Mulleres considera que estos servicios son "insuficientes" y que producirán "un retraso en todas las causas abiertas y en las nuevas".

"Esto es muy perjudicial para las mujeres, ya que se dilataría el procedimiento judicial que, ya de por sí es largo, afectando negativamente en su estado de ánimo, lo que provocará que muchas mujeres no sigan adelante con el proceso y así poder iniciar su recuperación integral", ha aseverado.

"Creemos que no se está tiendo en cuenta las necesidades de las mujeres que sufren la violencia machista", zanja la asociación.

Consulta aquí más noticias de Pontevedra.