Así lo ha informado un portavoz del Grupo Ralons, que añade que la presentación de este recurso se va a producir al entender que se trata de un delito que nunca cometió.

Por su parte, una sentencia de la Sala de Lo Contencioso Administrativo del Tribunal Superior de Justicia de Canarias (TSJC) de junio 2013 ya expresó que las obras realizadas en la finca no fueron ejecutadas en un Espacio Natural Protegido, "como equívocamente se había interpretado en la vía penal".

Debido a esta sentencia, en marzo de 2017, el Juzgado de lo Contencioso-Administrativo número 4, ante la negativa del Cabildo de Gran Canaria a aplicar ese criterio, reconoció el derecho a obtener la calificación territorial pertinente sobre las obras planteadas.

LAS OBRAS POR LAS QUE FUE CONDENADO RESULTARON CONFORMES A DERECHO

Para el empresario, se da la paradoja de que las obras por las que había sido condenado en vía penal en marzo de 2010 por delito contra la ordenación del territorio resultaron posteriormente conformes a Derecho en la vía contencioso-administrativa.

Ante todo lo anterior, lo que ha ratificado este lunes la Audiencia Provincial de Las Palmas es que el supuesto delito, que según las sentencias mencionadas no habría sido tal, estaría prescrito hace casi un año.

Consulta aquí más noticias de Las Palmas.