Estas ayudas completan, junto a los remanentes generados en la primera convocatoria adjudicada en julio 2007, los 100 millones gestionados por este Ministerio destinados a entidades locales para la mejora del empleo juvenil, según informan fuentes ministeriales.

Las subvenciones proceden del Fondo Social Europeo, que financia casi el 92% de los proyectos, con el objetivo de la integración sostenible en el mercado de trabajo de personas jóvenes que no trabajan ni participan en los sistemas de educación ni formación.

Se subvencionan un total de 125 proyectos presentados por las entidades locales, con actuaciones formativas en prácticamente todo el territorio nacional, de las que se beneficiarán 5.727 personas, el 57% mujeres.

Los proyectos se desarrollarán en 429 ediciones formativas, más del 65% destinadas a la obtención de un certificado de profesionalidad.

Se impartirán 126.786 horas de formación específica y 46.855 horas de práctica profesional, además de formación transversal en otras materias, entre las que destacan 24.842 en idiomas y 19.522 en nuevas tecnologías.

Se han priorizado las actividades formativas asociadas a los sectores con mayores oportunidades de crecimiento y empleo, según se relaciona en la Estrategia Española de Activación para el Empleo, de ellos, cerca del 90% en aquellos sectores que han resistido mejor la crisis o bien que muestran indicadores positivos, como hostelería, turismo y tecnología.

El plazo para la ejecución de los proyectos subvencionados finaliza el 31 de diciembre de 2018.

Las ayudas se destinan a municipios con más de 20.000 habitantes y también a diputaciones provinciales, cabildos, consejos insulares y comunidades autónomas uniprovinciales.

Consulta aquí más noticias de Valladolid.