A preguntas de los periodistas, Fuentes ha defendido que él "nunca ha dicho" que se fuera a instalar este CIE en Motril, localidad que ya mostrado expresamente su rechazo a la medida, y ha incidido en que lo que hasta ahora se está planteando al Ayuntamiento es la ampliación del Centro de Atención Temporal de Inmigrantes (CATE) que hay en el puerto, concretamente el punto de recepción.

"La utilización política de este tema no deja de sorprenderme", ha enfatizado el subdelegado, después de que en recientes encuentros con la alcaldesa, Flor Almón (PSOE), se le haya trasladado únicamente -ha dicho- la posibilidad de ampliar este centro temporal.

Estas declaraciones se producen después de que el Ayuntamiento de Motril mostrara el martes su "frontal rechazo" a la posible instalación de este CIE, señalando que hasta el momento el Gobierno no le había trasladado este extremo, sólo su pretensión de habilitar las antiguas instalaciones militares del Escuadrón de Vigilancia Aérea (EVA-9) para "momentos puntuales" en los que se necesite ese refuerzo.

Así, en la última reunión con el subdirector general de Planificación y Gestión de Infraestructuras del Ministerio del Interior, Felipe del Pozo, se comunicó al Ayuntamiento el deseo de realizar una serie de obras en el complejo del EVA-9 por si, "en un cierto instante se desbordara" la situación por la llegada masiva de inmigrantes, que éstos pudieran estar en ese lugar, en vez de "tenerlos en tiendas de campaña o soltarlos por la ciudad".

Para eso se realizarían una serie de obras en pasillos, duchas, instalación eléctrica y otros trabajos dirigidos a dar cierto "bienestar" a estas personas, según detalló a los periodistas el teniente de alcalde de Urbanismo y Obras Públicas, Antonio Escámez, a quien se informó de la posibilidad de mantener una nueva reunión el mes que viene para profundizar en esta materia.

Consulta aquí más noticias de Granada.