Por eso, ha considerado que "hay que continuar con la moción de censura para echar al PP de la alcaldía y poder limpiar así un Ayuntamiento en el que todo huele a podrido", según informaron fuentes de la formación morada en un comunicado.

Urralburu ha afirmado que la dimisión de Ortiz no puede ser "excusa" para detener la moción de censura. Por ello, espera que esta iniciativa salga adelante "por responsabilidad con la ciudad de Murcia ya que la trama que se ha destapado no es sino la punta del iceberg".

"El PP ha usado el Consistorio murciano para conseguir votos, influencias y favores personales a cambio de contratos millonarios con la administración pública. Contratos a sus amiguetes que hemos pagado entre todos y todas", ha señalado.

El caso es "tan grave", ha dicho el secretario general de Podemos Región de Murcia, "que a nadie le cabe en la cabeza pensar que esto es un caso aislado". A su juicio, "es la forma sistemática de actuar del Partido Popular, y Ballesta es tan consciente, como el propio Roque Ortiz o los concejales del PP".

"Todos tienen mucho que callar y por eso esta dimisión no puede acallar lo que es un secreto a voces", según Urralburu, quien ha señalado que Ortiz "ya era un cadáver político, que además, ha destapado todos los fantasmas internos del PP. Pero mientras lo que se constata y continúa es el hecho de que el Ayuntamiento de Murcia es un nido de corrupción".

Por eso, ha incidido Urralburu, "ningún murciana o murciano puede entender que se permita seguir gobernando al PP", y se pregunta "qué más pruebas quiere Ciudadanos para comprobar que el Ayuntamiento está podrido".

"Esperamos que el PSOE sea valiente y no se queden quietos ante el cese de Ortiz. Ya lo hemos dicho y lo repetiremos las veces que haga falta. Tenemos proyecto, programa, estamos preparados con líneas de actuación concretas para que Murcia se una a las ciudades del cambio. Esperamos que estos partidos no vuelvan a defraudar a la ciudadanía", ha concluido.

Consulta aquí más noticias de Murcia.