Dujo y resto de líderes agrarios ante los medios.
Dujo y resto de líderes agrarios ante los medios. EUROPA PRESS

Garantizar que los ganaderos de ovino de leche de Castilla y León perciban de la industria láctea precios no inferiores a 90 céntimos por litro de leche, necesarios para cubrir los costes de producción, es la máxima aspiración de las organizaciones profesionales agrarias y las cooperativas de cara a la reunión de este viernes en la que demandan que la consejera del ramo, Milagros Marcos, se ponga de su lado para evitar la "sentencia de muerte" del sector.

Esa es la postura que los líderes de Asaja, UCCL y UPA-COAG han reiterado esta mañana ante las puertas de la Consejería de Agricultura y Ganadería, en Valladolid, durante el corte de tráfico desarrollado entre las 12.00 y las 14.00 horas con participación de unos trescientos productores de ovino llegados desde distintos puntos de la región.

Los participantes insisten en que el sector no puede seguir percibiendo el precio de leche por debajo del coste de producción, como así viene ocurriendo desde 2016 y que tiene visos de empeorar ante las propuestas de la industria transformada de cara a 2018, cuestión que precisamente será debatida este viernes con motivo de la Mesa del Ovino prevista en la que se fijarán las cantidades a percibir en el presente ejercicio.

El sector hace valer el hecho de que Castilla y León es la primera productora de leche de ovino, con cerca de 300 millones de litros-más del 60% en España-producidos por las dos millones y medio de cabezas en manos de un total de 2.300 ganaderos, de ahí la importancia de mantener viva una actividad que en la Comunidad emplea, entre puestos directos e indirectos, a cerca de 15.000 personas.

De continuar con precios en pérdida, actualmente situados en poco más de 70 céntimos de euros, el portavoz regional de la UCCL, Jesús Manuel González Palacín, en declaraciones recogidas por Europa Press, alerta de que supondría el cierre de un 30 por ciento de las explotaciones.

"La mayor parte de la gran industria está aquí y por eso la consejera, Milagros Marcos, es absoluta y exclusivamente responsable", de ahí la exigencia de que ésta impida en la reunión del viernes que los

contratos suscritos con los ganaderos se sitúen por debajo de los 90 céntimos demandados, en cuyo caso se produciría "la sentencia de muerte" del sector.

En la misma línea, el máximo responsable de Asaja, Donaciano Dujo, ha cargado con dureza contra la industria láctea, a la que acusa de "arruinar a los ganaderos para ponérselo en bandeja a la distribución a fin de que ésta se haga rica", al tiempo que ha exigido contundencia a la consejera del ramo para defender a un sector que garantiza el medio ambiente, el medio rural y cuyo único objetivo es producir leche de calidad".

RÉGIMEN DE ESCLAVITUD

Y es que, según denuncia Dujo, los ganaderos de ovino son hoy "esclavos" de su trabajo y se están arruinando pese a las grandes inversiones realizadas por éstos en infraestructuras, hasta el punto de figurar a la cabeza en preparación y tecnificación, y para mantener una cabaña selecta traducida luego no sólo en un producto estrecha como el lechazo sino en la elaboración de excelentes quesos.

La concentración ha contado igualmente con la presencia del secretario regional de UPA, Aurelio González, para quien la dramática situación por la que atraviesan los ganaderos de ovino es una "maniobra artificial de la propia industria para bajar artificialmente los precios. Es una falacia que sobre la leche, ya que si así fuera a lo mejor habría que tirarla".

González, al igual que sus homólogos del resto de OPA, ha criticado también la política en esta materia desarrollada por la Consejería de Agricultura, a cuya titular acusa de haber creado un Observatorio de Precios "que no sirve para nada", pues, como así advierte, lo que verdaderamente importa es saber el precio que el consumidor está pagando por los productos.

"Señora consejera, ¡no queremos limosnas!, sólo exigimos unos precios justos para poder seguir viviendo dignamente con lo que producimos", ha sentenciado Aurelio González.

Consulta aquí más noticias de Valladolid.