Según ha informado la Policía Local en una nota de prensa, de los hechos, que tuvieron lugar el pasado 16 de diciembre por la tarde, se ha dado cuenta a la autoridad judicial, la Fiscalía de Menores, y la empresa propietaria de la bicicleta.

Los agentes vieron cómo estos dos individuos manipulaban y arrancaban el localizador, ubicado sobre la rueda trasera de la bicicleta. Al percatarse, los posteriormente identificados se montaron en la bicicleta y huyeron, arrojando al suelo el GPS.

Una vez interceptada la bicicleta, se identificó a los dos jóvenes, vecinos de la zona norte de la capital, y se trasladó a la empresa Ofo la información del suceso y los daños sufridos en la bicicleta de su propiedad, valorados en aproximadamente 100 euros.

Consulta aquí más noticias de Granada.