Deporte adaptado
Deporte adaptado CEDIDA

Así, se han previsto nueve actividades en los municipios de Santa Cruz de Tenerife, La Laguna, Arona, Los Realejos y La Orotava entre las que se incluyen las modalidades de bola canaria, atletismo, fútbol sala y zumba.

Las actividades se pusieron en marcha el miércoles 10 de enero en el Centro de Atletismo de Tenerife (Santa Cruz) y el Estadio Antonio Domínguez (Arona) con las modalidades de bola.

Para este miércoles están previstas actividades de atletismo y zumba también en el recinto sureño.

El martes 23 de enero se desarrollará el fútbol sala en los pabellones Alberto Delgado (La Laguna) y Los Realejos, mientras que el 24 también repetirá dicha modalidad en el recinto lagunero.

Las últimas actividades del mes tendrán lugar los días 30 y 31 de enero con las jornadas de bola canaria que tendrán lugar en el Centro de Atletismo de Tenerife (Santa Cruz) y el campo de fútbol El Mayorazgo (La Orotava).

La consejera de Deportes, Cristo Pérez, explica que se trata de "descentralizar" las actividades para que los usuarios de los centros no tengan que realizar desplazamientos largos, de tal forma que puedan disfrutar durante un mayor tiempo.

"Durante el mes de enero tendremos actividad en el norte, sur y en la zona metropolitana, con más de un millar de personas que podrán hacer ejercicio y actividades adaptadas a sus condiciones", indica.

El PIDA se enmarca en la estrategia Tenerife 2030 del Cabildo para conseguir una isla más preparada, activa, solidaria y cohesionada a través del impulso del deporte.

Su objetivo es promocionar el deporte adaptado a través de la realización de actividades deportivas adaptadas posibles y adecuadas para el ámbito y alcance previsto, tanto en concentraciones como en los centros distribuidos en la geografía insular.

GENERALIZAR LA PRÁCTICA DEL DEPORTE

Asimismo, a través del PIDA se pretende mejorar el conocimiento de la realidad de la discapacidad y la actividad deportiva para la mejora de su promoción y participación.

Los objetivos del PIDA son generalizar la práctica del deporte y la actividad física para las personas con discapacidad en un entorno inclusivo y en un marco próximo a su contexto social y familiar; garantizar el acceso, uso y disfrute a las instalaciones deportivas; impulsar la formación inicial y continua especializada en actividad física adaptada, y descentralizar la práctica deportiva.

El II PIDA contempla diversas líneas de actuación para aumentar la actividad física en los centros, incrementar la oferta deportiva y mejorar la formación a través de un programa formativo de maestría en inclusión de personas con discapacidad en actividades físico deportivas.

Asimismo, prevé la adquisición de material deportivo adaptado, un ciclo de conferencias y la puesta en marcha de un proyecto de voluntariado deportivo y voluntariado corporativo con empresas.