La Ertzaintza estableció un dispositivo sobre un local de Zarautz ante las sospechas fundadas de que albergaba una plantación de marihuana en su interior. Por una parte, se había detectado olor a la sustancia en las inmediaciones y, por otra, una toma eléctrica irregular hacia un registro exterior. Además, las ventanas del lugar, a pie de calle, presentaban un cubrimiento oscuro para evitar que fuera observado el interior.

Los agentes identificaron y detuvieron al presunto responsable de la instalación y procedieron a desmantelar la plantación. Una estancia del local estaba destinada al cultivo de la marihuana en macetas con 75 plantas en diversas fases de crecimiento. Otras 225 plantas ya estaban cortadas y se estaban secando en tendederos y cuerdas.

La instalación la completaban focos de luz y conducciones de aire para el cuidado de las plantas, un generador de ozono, un aparato deshumidificador y materiales estimuladores de crecimiento y nutrientes. El material fue retirado para su análisis. La persona detenida fue puesta esete jueves a disposición del Juzgado de guardia de Azpeitia.

Consulta aquí más noticias de Guipúzcoa.