La Guardia Civil está investigando a un varón para saber si realizó una quema de rastrojos que pudo ser el origen del incendio que se declaró el pasado viernes en Culla (Castellón), que se dio por controlado el domingo tras arrasar más de 400 hectáreas en la localidad y municipios colindantes y ha sido extinguido este jueves, según han confirmado a Europa Press fuentes de la Comandancia.

Por su parte, el Ayuntamiento de Castellón ha decidido abrir un expediente informativo para conocer si el supuesto autor del incendio es un Policía Local, tal y como han publicado algunos medios de comunicación.

En caso de que se confirmase que el presunto autor es Policía Local, el consistorio ha aclarado que sería responsable de los hechos a título personal, puesto que no estaba actuando como agente, y ha añadido que, hasta el momento, no ha recibido ninguna comunicación sobre la posible autoría del incendio.

El fuego obligó a desalojar varias masías del entorno conocido como 'La Esparreguera'. Las tareas de extinción del fuego se vieron complicadas por el fuerte viento, con rachas de hasta 120 kilómetros por hora que impidieron el trabajo de medios aéreos hasta el sábado. Durante las tareas de extinción, un bombero del Consorcio, voluntario en Morella resultó herido y fue trasladado a la Unidad de Quemados de La Fe.

El efectivo de extinción formaba parte de una dotación de bomberos voluntarios del parque de Els Ports, que quedó atrapada mientras trataba de acceder a unas masías. Como consecuencia, dos vehículos sufrieron daños y el bombero quemaduras.

Consulta aquí más noticias de Castellón.