Jesús Maeztu.
Jesús Maeztu. EUROPA PRESS

Según el texto de la actuación, consultado por Europa Press, la Defensoría, que reitera "su amplia y dilatada labor de atención al eficaz sistema de normativo de promoción y protección del patrimonio histórico artístico", asegura que ha tenido conocimiento de la situación del Convento de Santa Inés en Sevilla, sobre "el que pesa un aparente estado de conservación muy deficiente".

En este sentido, manifiesta que "algunas informaciones hablan de se estancias sin cubiertas que protejan de la lluvia, paneles de azulejos en grave estado y una situación que, en general, sería calificable de emergencia para poder intervenir en aspectos esenciales para la estabilidad del monumento".

En todo caso, añade que se alude a intervenciones en este espacio declarado Bien de Interés Cultural (BIC) a través de la Delegación de Cultura y de recientes inspecciones de técnicos que habrían informado sobre el asunto, por lo que "deseamos solicitar la colaboración de las autoridades para conocer su criterio al respecto", afirma Maeztu.

Por ello, el Defensor expone que ha incoado esta queja de oficio a fin de conocer la medidas declarativas de protección patrimonial-cultural del Convento de Santa Inés, las obras que se hubieran realizado por parte de la propiedad y el régimen de autorizaciones y el calendario de intervenciones previstas, en su caso, para su protección o conservación.

Consulta aquí más noticias de Sevilla.