Se trata de los guardias civiles Víctor Romero y Víctor Jesús Caballero, el primero natural de Calanda, de 30 años, y el segundo, natural de Cádiz y de 38 años, pertenecientes ambos a la Comandancia de Alcañiz, y del civil José Luis Iranzo, natural de Andorra y de 39 años, era nieto del afamado cantador de jota José Iranzo, conocido como el Pastor de Andorra, quien falleció a los 101 años en noviembre de 2016.

Los tres han muerto fruto de un tiroteo producido este jueves entre las localidades turolenses de Andorra y Albalate del Arzobispo, en el marco de un dispositivo de búsqueda del autor de un tiroteo anterior, el pasado 5 de diciembre, en una masía de Albalate, que dejó a dos hombres heridos. El responsable de estos asesinatos ya ha sido detenido. Se trata de un exmilitar de origen serbio Norbert Feher, quien está acusado de matar a varias personas en Italia.

El ministro y Lambán, junto con las restantes autoridades civiles y policiales, han llegado a la plaza de España de Alcañiz poco antes de las 20.00 horas para arropar a los familiares.

El ministro impondrá a los dos guardias civiles que han muerto en acto de servicio, a título póstumo, la Cruz al Mérito de la Guardia Civil con distintivo rojo.

((Habrá ampliación))

Consulta aquí más noticias de Teruel.