Fotos Xunta. Pleno Presidente.
Fotos Xunta. Pleno Presidente. XUNTA DE GALICIA

En la sesión de control del Parlamento, la líder nacionalista ha cifrado la deuda que el Estado tiene con Galicia en "más de 5.000 millones de euros" y ha dejado claro que "el problema no es que no haya recursos, sino cómo se reparten". Es por ello que ha exigido a Feijóo "defender los intereses de Galicia" en vez de seguir "obsesionado por caer simpático en Madrid".

Frente a ello, el máximo mandatario autonómico ha reivindicado la declaración conjunta que firmó con Asturias y Castilla y León para reclamar un nuevo modelo que prime "la igualdad" de todos los españoles y ha reprobado que el Bloque tenga como referente al expresidente de la Generalitat catalana Carles Puigdemont.

De hecho, ha criticado a quienes piden que se condone la deuda de su autonomía y a quienes, por un "planteamiento ideológico", piden un cupo para Galicia similar al vasco que supondría una pérdida de fondos importante. "¡Es como si trabajasen para otras comunidades!", ha reprochado.

En este escenario, desde el convencimiento de que las premisas nacionalistas suponen "un disparate" en materia de financiación, Feijóo ha apelado a dejarse de "ideologías que van en contra" de Galicia. Escuchado su "disco rayado", Ana Pontón ha lamentado que el presidente mantenga la idea de una Galicia "dependiente" del Estado. "Es el peor retrato que puede hacerse a sí mismo", ha sentenciado.

"PLENA CONFIANZA EN GALICIA"

Dicho esto, ha reivindicado que tiene confianza en "la plena capacidad" de Galicia para gestionar sus recursos, pero "merece un presidente que defienda sus intereses" y no con "una mentalidad absolutamente acomplejada frente a Mariano Rajoy".

En su turno de cierre del debate, el jefe del Ejecutivo autonómico ha preguntado directamente a Ana Pontón si se cree "el cuento de las balanzas fiscales", toda vez que a él "no" le "dan las cuentas".

Consulta aquí más noticias de A Coruña.