El programa de Televisión Española 'El Rey de la comedia', presentado por Edu Soto y Esther Arroyo, proclamó a Rober Bodegas como el mejor humorista de España en una final muy reñida donde diez finalistas aspiraban a llevarse el galardón.

El jurado, compuesto por José Luis López Vázquez, Verónica Forqué y Carlos Iglesias, juzgaron las dotes humorísticas de los participantes. El flamante vencedor de esta edición fue Robert Bodegas, nombre artístico de Roberto Fernández. A sus 25 años, este joven cómico lleva ocho años estudiando la carrera de arquitectura de interiores, aunque al parecer le gusta más el humor.

Con su peculiar humor con marcado acento gallego, sus chistes y chascarrillos le han diferenciado durante todos los programas del resto de sus contrincantes. Ya en el monólogo que preparó para su primera actuación, que versó sobre los problemas que tiene con su madre al volver a casa con unas copas de más, se llevó la ovación del público.

Más de 2.000 personas se presentaron a las 65 pruebas convocadas por los productores del espectáculo. De ellas, 120 personas fueron preseleccionadas de entre los que eligieron 20 concursantes.