Ciudadanos (Cs) ve "claro" que el Gobierno de Cantabria (PRC-PSOE) tiene ya un acuerdo para aprobar el Presupuestode 2018 con el, según ha dicho, "tránsfuga" Juan Ramón Carrancio, miembro del grupo mixto en el Parlamento pese a abandonar el 'partido naranja' con la que fue elegido, y, por ello, ha reclamado a ambas partes que dejen su "teatrillo cutre" y al presidente regional, Miguel Ángel Revilla, que "diga la verdad" y aclare abiertamente si esto es así.

Así se lo ha exigido este viernes, en rueda de prensa, el diputado de Cs Rubén Gómez, que comparte el grupo mixto con Carrancio, al que considera el "diputado 18" que le faltaba al Gobierno PRC-PSOE, en minoría parlamentaria, para obtener la mayoría.

Gómez ha realizado estas declaraciones después de que Carrancio en un medio de comunicación regional afirmara que se iba "esforzar por pactar" el Presupuesto regional, unas palabras sobre las que el diputado de Cs ha ironizado opinando que es un "caso único en el mundo en el cual el que cede el voto es el que se esfuerza y el que pone toda la carne en el asador para llegar a ese acuerdo".

"No le está exigiendo un esfuerzo al Gobierno, no, no, lo pretende hacer él. Esto si no fuera porque es una cuestión muy importante, sería absolutamente ridículo", ha aseverado el diputado 'naranja'.

LA CONDICIÓN 'SINE QUA NON' DE CS PARA NEGOCIAR LOS PGC DE 2018

Y ya en relación al papel que va a ejercer Cs de cara a los Presupuestos de 2018 -el año pasado los entonces dos diputados 'naranjas se abstuvieron en la votación de los PGC para que pudieran ser aprobados tras suscribir un acuerdo con el bipartito con 80 compromisos-, Gómez ha advertido al Gobierno que su partido no van a volver a caer "en los mismos errores" ni van a volver a ser "engañados" de nuevo por Revilla.

En primer lugar, Gómez ha puesto como 'condición sine qua non' para sentarse a hablar que, antes, el Gobierno acceda a celebrar una reunión con Cs para comprobar el grado de cumplimiento del pacto entre el Ejecutivo y el partido naranja por el que se logró aprobar el PGC de 2017 y pone como "fecha límite" el próximo jueves, 9 de noviembre.

Según ha dicho, si no se celebra esa reunión "todo lo que venga después será difícil".

Y es que el diputado de Cs ha recordado que cuando sellaron dicho pacto, su partido y el Gobierno acordaron celebrar reuniones de seguimiento del grado de cumplimiento, si bien, finalmente, solo se ha celebrado una antes del verano.

Ha señalado que Cs lleva pidiendo esta reunión desde agosto y el Ejecutivo le ha dado "largas" y "excusas" para no hacerlo, algo que Gómez ha achacado a que "muchos" de los compromisos acordados en ese pacto no se han cumplido. Además, hay otros en los que, según ha reconocido, su partido "tiene serias dudas" de su cumplimientos y otros en los que lo desconoce.

Por ello, considera que no tiene "ningún sentido" hablar del Presupuesto de 2018 si "no saben qué grado de cumplimiento" ha tenido el acuerdo relativo al de 2017.

Además, el diputado de Cs tiene la "sensación" de que el Gobierno "tampoco está muy preocupado" por pactar el Presupuesto porque "con el diputado 18" el bipartito ya tiene "mayoría absoluta" para aprobar las cuentas de 2018.

ALERTA DE QUE SUBIR LOS IMPUESTOS "NO TENDRÍA UN PASE"

Y respecto al contenido de los PGC de 2018, Gómez ha lamentado que se haya "incumplido un año más" la fecha tope que tenía el Gobierno para presentar estas cuentas en el Parlamento.

Ha asegurado que en Cs "no saben absolutamente nada de los Presupuestos" al margen de lo que publican los medios de comunicación y de las declaraciones que cada consejero "por su lado" realizan sobre este tema.

Sin embargo, a la vista de la subida del entorno del 4,6% en los PGC de 2018 respecto a los de 2017 anunciada por el consejero de Economía, Hacienda y Empleo, Juan José Sota (PSOE), Gómez considera que o bien ello significa que se van a subir los impuestos -algo que también teme el PP- o que las cuentas que se van a presentar por parte del bipartito están "infladas" y son "ficticias".

Para Cs la primera posibilidad -la subida de impuestos- "no tiene un pase" ya que considera que la clase media y trabajadora de Cantabria ya está "totalmente asfixiada" por las cargas impositivas y la segunda -que los PGC que presente el Gobierno sean "ficticios"- sería una "irresponsabilidad".

Consulta aquí más noticias de Cantabria.