Bebé
Bebé (AGENCIAS). AGENCIAS

El cheque-bebé le ha costado a las arcas del Estado unos 227.205.000 euros, y eso que no han pasado aún ni cinco meses desde que se inició el plazo para solicitarlo. Según datos de la Agencia Tributaria, se han liquidado ya los 2.500 euros para cada hijo nacido o adoptado en 90.882 solicitudes de las 171.689 que ha recibido.

A final de año se habrán pagado 300 millones de euros en ayudas

Las estimaciones del Gobierno contemplan que, a partir de 2008, la espera para el cobro será de unos 30 días desde el momento de la solicitud. Estas ayudas se pueden cobrar mediante descuento del IRPF o mediante una paga especial.

Tal y como comunicó el Gobierno a principios de mes, se pretende que antes de fin de año se hayan pagado unas 120.000 de estas ayudas, lo cual elevaría el gasto al cierre del año a 300 millones de euros.

Los detalles de las ayudas

El planteamiento del cheque-bebé ha sufrido pequeñas modificaciones desde que el presidente del Gobierno, José Luis Rodríguez Zapatero, anunció su creación. Para empezar, se aplicará a todos los nacidos a partir del día 1 de julio de 2007, y no desde el 3 de julio (día en que se presentó la medida), como en su origen.

Además, habrá una ayuda complementaria de 1.000 euros más para familias en casos especiales, como las monoparentales o aquellos niños que requieran algún tipo de atención especial.