Chelsy Davy puso punto y final a su relación tras escuchar los mensajes que otra joven había mandado al príncipe Enrique de Inglaterra, según The Sun y el Daily Express.

Chelsy decidió echar un vistazo al teléfono tras oír a su príncipe susurrar por teléfono a otra persona. La joven le preguntó entonces quién era la desconocida, lo que provocó una fuerte pelea entre la pareja de novios, según la prensa británica. Los amigos de Harry, defensores del honor del hijo de Carlos de Inglaterra, aseguran que los mensajes los había enviado una admiradora secreta. «Siempre hay mujeres que persiguen a Enrique donde quiera que vaya. Se le echan encima incluso cuando Chelsy está delante», dijeron. A pesar de la ruptura, Chelsy Davy planea proseguir sus estudios en el Reino Unido, informa The Daily Telegraph.