"Se ha aprobado ya en el Ayuntamiento de Calatayud, a iniciativa de CHA, y ahora queremos sumar a más municipios para que se rubrique esta declaración, con el fin de asumir los pronunciamientos y acuerdos que supone", ha señalado. Para Percebal, este pacto se resume en reciclar, utilizar energías renovables o adquirir productos ecológicos y no contaminantes.

"Los municipios somos quienes tenemos la oportunidad de cambiar de un modelo económico contaminante y malo, tanto para la salud de las personas como del medio ambiente, a otro modelo sostenible que evite la degradación del planeta". Ha afirmado que transformar los residuos en recursos ofrece una solución a la crisis ambiental y generaría empleo verde y social de mayor calidad y valor añadido.

Fue el Ayuntamiento de París quien puso en marcha esta iniciativa en septiembre de 2015. Después, la Comisión Europea y el Parlamento Europeo aprobaron un conjunto de iniciativas para construir una Economía Circular en Europa, un nuevo paradigma de modelo económico que cierre el círculo del diseño, la producción, el consumo y la gestión de residuos, creando así una Europa ecológica, circular y competitiva.

Consulta aquí más noticias de Zaragoza.