El juez José de la Mata ha decidido este martes enviar a prisión sin fianza a Jordi Pujol Ferrusola, el primogénito del expresidente catalán, después de que así lo haya solicitado la Fiscalía Anticorrupción por haber ocultado 30 millones de euros desde 2012, cuando se le comenzó a investigar.

El juez estima que Pujol Ferrusola sigue manteniendo estructuras para ocultar y blanquear dinero fuera de España y contactos con familiares y amigos para "armar coartadas".

El magistrado de la Audiencia Nacional ha adoptado esta decisión a petición de los fiscales anticorrupción Belén Suárez y Fernando Bermejo, la Abogacía del Estado y la acusación que ejerce Podemos, que la han pedido por riesgo de destrucción de pruebas y reiteración delictiva y que De la Mata considera "imprescindible" para que no interfiera en la investigación.

En su auto de prisión el juez le imputa los delitos de blanqueo, contra la Hacienda Pública y falsedad en documento mercantil, y además añade que están "apareciendo progresivamente" indicios de un delito de pertenencia a organización criminal.

Afirma que de los últimos informes de la UDEF -que aseguran que desde que se le investiga en 2012 ha ocultado 30 millones- se desprende que continúa "manteniendo contactos con distintas personas, amigos o miembros de su familia para orquestar versiones, armar coartadas y conseguir evitar la aportación de medios de prueba a la causa".

Ocultar el dinero

Además, "ha continuado realizando toda clase de actividades contables, bancarias, contractuales y societarias, reconversión de operaciones, contratos de préstamo y reconocimientos de deudas" para ocultar el dinero y ponerlo "fuera del alcance de los tribunales".

El primogénito de los Pujol, dice el juez, mantiene así "la disponibilidad de esquemas societarios nacionales e internacionales diseñados con la específica finalidad de situar capitales fuera del alcance de la jurisdicción española, así como la de blanquear capitales fuera de España y repatriarlos".

A esto añade que sigue teniendo "relaciones directas y continúas con distintos testaferros y/o fiduciarios en otros países (México, Estados Unidos, Argentina y otros)" con lo que continúa "su estrategia de ocultación de fuentes de prueba y evidencias, dificultando aún más la investigación".

Estas relaciones han llevado al juez a requisarle el móvil horas antes de comunicarle su decisión de enviarle a prisión para tratar de evitar que pudiera hacer alguna operación de este tipo.

En el auto, el juez habla del patrimonio que los Pujol mantenían oculto en Andorra, que él "coordinó" siempre "en beneficio de la familia" y que sus padres y sus seis hermanos atribuyen a una herencia de su abuelo Florenci.

El juez rechaza una vez más este argumento de la herencia porque "no se aporta elemento alguno que permita contrastar la veracidad de esta versión", ni de él ni de "ninguno de sus hermanos".

"Coordinación" entre los Pujol

Cree al contrario que hay "indicios consistentes" de "pautas comunes de actuación, coordinación de actividades, asignación de roles, distribución y reparto de cantidades multimillonarias" entre los Pujol para gestionar esas cantidades de la supuesta herencia.

La estrategia defensiva está obviamente orquestada y coordinada con la de todos los miembros de su familiaDe la Mata le reprocha en el auto que aunque hoy, "por primera vez", ha aclarado que la entidad en que se depositó el legado fue Credit Andorrá, continúa sin explicar otros detalles como los gestores bancarios que lo manejaron o los productos financieros en los que se invirtió.

"La estrategia defensiva es coincidente y está obviamente orquestada y coordinada con la de todos los miembros de su familia", insiste sobre el dinero del Principado, que le permitió obtener un beneficio "no justificado" de 5,5 millones de pesetas, 6,6 millones de euros, 11,1 millones de dólares, 7,8 millones de marcos y 93.000 libras.

Pujol Ferrusola faltó además "claramente a la verdad" ante el juez porque negó tener cuentas en Andorra en un primer momento, y luego incluso hizo una "clara operación de blanqueo" con el procedimiento judicial en marcha comprando una empresa en Panamá.

Por otro lado, destaca que el primogénito de los Pujol tiene varias sociedades instrumentales que solo usaba para "canalizar capitales de presunto origen criminal", con las que facturó más de 11 millones de euros en concepto de labores de asesoramiento a empresas cuyo denominador común es que licitaban con el sector público.

No existe en cambio "el más leve indicio" que justifique que esos trabajos de asesoramiento se hicieron e incluso hay "operaciones ilógicas" que niega la contraparte.

En cuanto a los entramados internacionales para blanquear, el juez detalla operaciones con testaferros con cuentas en otros países como México, Andorra, Estados Unidos, Paraguay, Argentina y Panamá.

Su estrategia de ocultación de capitales fuera de España "se ha prolongado hasta el día de hoy", añade al respecto.

4 horas declarando

De la Mata ha tomado esta decisión, tras interrogarle durante más de cuatro horas, como una medida cautelarísima para evitar que mantenga contacto con otras personas relacionadas con su patrimonio en el extranjero, mientras se decide sobre su situación procesal.

Durante su comparecencia, el primogénito de los Pujol, que es la tercera vez que comparece en la Audiencia Nacional por este caso, ha negado que se haya dedicado a ocultar dinero cuando ya estaba siendo investigado, tal y como afirma la UDEF en un informe en el que apunta a que ocultó 30 millones de euros desde 2012, han informado fuentes presentes en la declaración.

Pujol ha alegado que invirtió el dinero en negocios en el extranjeroHa alegado que ese dinero lo invirtió en negocios en el extranjero que resultaron ruinosos a excepción de uno maderero en México, mientras que la UDEF cree que responde a "una estrategia insistente y continuada de despatrimonialización en España".

La Fiscalía, la Abogacía del Estado, y la acusación que ejerce Podemos en esta causa no han creído la versión del primogénito de los Pujol y han pedido su ingreso en prisión incondicional y sin fianza, fundamentalmente, por riesgo de destrucción de pruebas.

Tras la celebración de la vistilla en la que se ha solicitado esa medida cautelar, Jordi Pujol Ferrusola ha abandonado la sede de la Audiencia Nacional a las 17.20 horas con una pequeña maleta.

La Fiscalía Anticorrupción ya pidió la prisión en esta causa para su hermano pequeño Oleguer en enero de 2017, si bien el juez finalmente dejarle en libertad con retirada del pasaporte, prohibición de abandonar el territorio español y comparecencias quincenales.

En aquella ocasión, De la Mata actuó de forma similar y antes de comunicarle su decisión le permitió abandonar durante unas horas la Audiencia Nacional.

Consulta aquí más noticias de Barcelona.