Aena aseguró este martes que el aeródromo menorquín ha experimentado un incremento del 7,9 por ciento en el número de pasajeros entre los meses de enero y marzo. Asimismo, el mes de marzo ha sido especialmente positivo, sobre todo en relación al pasaje internacional, que ha sumado un 38 por ciento más de llegadas que hace un año.

"Es un hecho destacable que se produzca este variación en un mes tradicionalmente de baja actividad turística", han señalado desde la Fundación.

En esta línea, han indicado que estas cifras "confirman el creciente dinamismo de la actividad económica fuera de los meses de temporada alta lo que, seguramente, mejorará los registros del año pasado, cuando se redujo la estacionalidad en 1,2 puntos.

La presidenta del Consell de Menorca y de la Fundación Fomento del Turismo, Maite Salord, ha asegurado que se continuará trabajando para conseguir reducir la estacionalidad, diversificar los mercados, propiciar el aumento y distribución del gasto y mejorar la satisfacción de los visitantes.

Además, ha recordado que el objetivo es mantener el número de llegadas y consolidar una proporción entre la temporada alta y media del 60-40 por ciento, con vistas a conseguir, en un futuro, una "proporción óptima" del 55-45 por ciento.

"Este nuevo escenario supondría la efectiva recuperación de una temporada turística de seis meses, con lo que esto representaría para la actividad económica y la estabilidad laboral", ha concluido.