Bill Clinton
Bill Clinton junto a su mujer Hillary en enero de 2001. ARCHIVO

El fallecido ex presidente estadounidense Gerald Ford estaba absolutamente convencido de que Bill Clinton era un adicto sexual y de que su esposa Hillary era la que llevaba los pantalones en la pareja.

Todas estas oscuras confidencias se recogen en el libro Escríbelo cuando me haya ido: notables conversaciones confidenciales con Gerald Ford donde el ex mandatario se sincera con Thomas DeFrank, jefe de la delegación del diario Daily News en Washintong.

Sin embargo, la condición sin ecuanum que puso Ford para acceder a ser entrevistado era que los comentarios no fuesen publicados hasta después de su muerte, que tuvo lugar en diciembre del año pasado.

Miraba a todas las mujeres bonitas en todos los eventos sociales"

"Está enfermo. Tiene una adicción. Necesita tratamiento", dijo el fallecido Ford a DeFrank, quien aseguraba que existía tratamiento para este tipo de problemas. "Muchos hombres se han sometido a ese tratamiento con éxito, pero él no lo va a hacer porque niega la realidad".

Ford conoció a los Clinton en 1993 durante un encuentro en su casa de Colorado. Allí, Ford pudo comprobar en primera persona que las acusaciones de mujeriego que perseguían a Clinton eran ciertas. "Miraba a todas las mujeres bonitas en todos los eventos sociales. Se le iban los ojos. No es muy sutil a la hora de mostrar su interés", asegura el fallecido Ford en el libro.

En contra peso, para Ford las debilidades carnales de Clinton contrastaban con la que Ford consideraba voluntad de hierro de su esposa Hillary a quien consideraba "más fuerte y dura que él".

El polémico libro también revela que Clinton y sus asesores pidieron ayuda a Ford cuando se desató el escándalo a raíz de las relaciones que Clinton mantenía con su mundialmente conocida becaria Monica Lewinsky . Ford accedió a ayudarle siempre y cuando Clinton admitiese que había mentido bajo juramento. Pero claro, esto nunca sucedió.

Encuesta

¿Elegiría EEUU a una mujer como presidente?

Sí, igual que a un hombre.
51,85 % (238 votos)
No, es un país aún muy machista.
34,2 % (157 votos)
Me da igual.
13,94 % (64 votos)
Encuesta

¿A quién prefieres para la Casa Blanca?

Hillary Clinton
50,59 % (553 votos)
Condolezza Rice
14,46 % (158 votos)
cualquier otro/a
34,95 % (382 votos)