Carlos Sánchez Mato
El delegado de Economía y Hacienda del Ayuntamiento de Madrid, Carlos Sánchez Mato (c). AHORA MADRID

El Ayuntamiento de Madrid ha ejecutado el 92,9% del presupuesto de 2016, registró un superávit de 1.022 millones de euros, un remanente de tesorería de 463,5 millones de euros y una reducción de deuda de 922 millones, como recoge la liquidación de las cuentas del ejercicio pasado, cuando se incumplió la regla de gasto por 233 millones. Esto lleva al Gobierno municipal a preparar un Plan Económico Financiero (PEF) que tendrá que aprobar en los próximos 30 días.

Así lo ha detallado este miércoles el delegado de Economía y Hacienda, Carlos Sánchez Mato, en rueda de prensa, donde ha asegurado que cumplirán la Ley de Estabilidad Financiera "absurda e injusta" y que lo harán sin recortes. "No habrá recortes", ha insistido. Ahora Madrid negocia con el PSOE para tratar de aprobar el PEF de cara al Pleno del 28 de marzo.

Ahora Madrid negocia con el PSOE para tratar de aprobar el PEF de cara al Pleno del 28 de marzo Con estos datos en la mano, Carlos Sánchez Mato da por concluido el plan de reducción de deuda del PP, que tenía vigencia hasta 2018, dado que el Ayuntamiento ha cumplido el objetivo fijado con antelación. El ratio de deuda viva en relación a los ingresos corrientes liquidados se ha situado por debajo del 110% en 2016, concretamente en un 87,73%. En 2014, el último ejercicio gestionado en su totalidad por el PP, la ratio era de 140,8%. "Damos por cancelado ese plan de reducción de deuda. Estamos 900 millones por debajo del plan. El PP lo tenía pensado pero no iba con el ritmo adecuado", ha apostillado.

"Los datos son para que presumamos", ha declarado Sánchez Mato. La ejecución presupuestaria en términos absolutos en 2016, excluidas las operaciones financieras, fue un 15,4% superior a la de 2015 y un 9% de media por encima de la de los ejercicios anteriores. La liquidación incluye un incremento interanual de ingresos del 0,4% y del gasto de un 8,9%, además de la subida del gasto social ejecutado en un 33,4% y de las inversiones en un 151,1%.

Los ingresos en 2016 ascendieron a 4.898 millones, un 0,40% más que en 2015. Los gastos sumaron 4.810 millones, un 8,90% más que en 2015. El gasto social fue de 605,4 millones de euros alcanzando su ejecución un techo histórico del 33,38% por encima de lo realizado en 2015 y alrededor del 30% superior a ejercicios anteriores. El gasto ejecutado en promoción y gestión de vivienda se ha triplicado con respecto a 2015 al pasar de los 51,6 millones hace dos ejercicios a los 157,1 millones del pasado.

568 millones en inversiones

En cuanto a las inversiones en 2016, 568,1 millones, alcanzan una ejecución del 77,22%, un 151,14% más que en ejercicios anteriores. El esfuerzo inversor total (porcentaje de inversiones realizadas sobre el total ejecutado contando el endeudamiento) llega casi al 12%. La inversión por habitante supera los 180 euros, superior al doble que en años anteriores (84 euros en 2014, último año gestionado al completo por el PP).

Carlos Sánchez Mato ha subrayado la "excelente cifra porcentual de ejecución presupuestaria" teniendo en cuenta además que el presupuesto se incrementó "sensiblemente" en 2016. Contestaba con datos al "mantra escuchado en comisiones y plenos" por PP y Ciudadanos sobre que el Gobierno iba a registrar un bajo porcentaje de ejecución. "Me iré cobrando las apuestas", ha ironizado.

Ahora la liquidación, aprobada ayer en Junta de Gobierno extraordinaria, pasará por la dación de cuentas en el Pleno del 28 de marzo para inmediatamente después presentarla ante el ministerio de Hacienda. Después se elaborará un PEF 2017-2018, que tendrá que ser aprobado por la Junta de Gobierno y posteriormente en el Pleno de marzo. El último paso será la aprobación del PEF por parte del departamento que dirige Cristóbal Montoro.

Consulta aquí más noticias de Madrid.