Valtonyc
Imagen de defensa del rapero mallorquín Valtonyc. ATENEU DE FELANITX

El rapero mallorquín Miguel Arenas Beltrán, Valtonyc, ha sido condenado por la Audiencia Nacional a 3 años y 6 meses de prisión por injuriar al Rey y ensalzar a ETA y a los Grapo en sus canciones.

Valtonyc, detenido en marzo de 2013 por agredir a un secretario de Nuevas Generaciones del PP en Mallorca, ha sido sentenciado a esa pena por un delito de enaltecimiento del terrorismo y de la humillación a las víctimas, otro de calumnias e injurias graves a la Corona y un tercero de amenazas.

El rapero de 23 años, nacido en la localidad mallorquina de Sa Pobla, declaró hace unos días a los periodistas que seguirá "diciendo que los Borbones son unos mafiosos".

Valtonyc, técnico informático que trabaja en una frutería, explicó que la canción del Rey se la encargó Pablo Iglesias para su programa de televisión La Tuerka con motivo de la semana de la república.

Canciones con injurias

La sentencia considera probado que Valtonyc, sin antecedentes penales, compuso varias canciones que fueron difundidas a través de internet y cantadas en recitales públicos, en las que aparecen expresiones de apoyo y alabanza a las organizaciones terroristas ETA, el GRAPO y a algunos de sus miembros, "ensalzando sus acciones e incluso instando a la comisión de las mismas".

Los temas también contenían frases contra el titular de la Corona y sus familiares, y contra cargos del Gobierno central y de ejecutivos autonómicos.

Durante el juicio, el rapero aseguró que sólo es "un poeta" y "un artista" y que con sus canciones, prácticamente todas en catalán, quería provocar y no humillar a víctimas del terrorismo.

El rapero fue denunciado en agosto de 2012 por el presidente del Círculo Balear, Jorge Campos, por la canción Circo Balear, por contener amenazas contra su persona y otros integrantes de esta entidad mallorquina.

Contra el denunciante, Valtonyc afirmó en uno de sus temas: "Jorge Campos merece una bomba" y "Le arrancaré la arteria y todo lo que haga falta".

Ofreció perdón

Durante el juicio, Valtonyc señaló que a través de una abogada se le ofreció pedir perdón públicamente para que Campos retirara la denuncia por amenazas de muerte, pero que se negó porque consideraba que es inocente.

Tras conocerse la sentencia, el denunciante ha manifestado su satisfacción a través de Twitter.

Mientras tanto, el partido MÉS per Mallorca, que forma parte el Govern balear y desempeña la vicepresidencia del ejecutivo, ha afirmado que la decisión de la Audiencia Nacional es "un atentado contra la libertad de expresión", aunque deja claro que no comparte el contenido de las canciones.

El partido econacionalista ha expresado su solidaridad con Valtonyc y ha mantenido que se trata de una condena "injusta y desproporcionada de unos hechos que nunca deberían haberse juzgado, a raíz de la denuncia de un verdadero ultra como es el Sr. Jorge Campos".

"La sentencia -sostiene MÉS- deja en muy mal lugar a la Audiencia Nacional, ya que desde el poder judicial no se puede ir contra los derechos humanos de esta manera".