Ranillas será tras la Expo sede de la investigación sobre el cambio climático
En primer término, plano de lo que será el pabellón; al fondo, su estructura en construcción.(J. Belver/Efe)
El Pabellón Puente se parará si soplan vientos fuertes. El meandro de Ranillas albergará, una vez finalizada la Expo, un gran instituto de investigación internacional sobre el cambio climático. Así lo anunció ayer la vicepresidenta primera del Gobierno, María Teresa Fernández de la Vega, en su visita a las obras de la muestra.

Este instituto nacerá con el objetivo de convertirse en un referente mundial en el estudio del cambio climático. Estará equipado con la tecnología más avanzada y servirá para poner en marcha «los estudios y proyectos más innovadores y vanguardistas a nivel planetario», aseguró la vicepresidenta.

Pabellón Puente

Ayer comenzaron los trabajos para montar la estructura del Pabellón Puente (2.200 toneladas), una de las obras más singulares de la Expo. El lanzamiento del puente, que durará 53 días, podría suspenderse si en Zaragoza soplan rachas de viento superiores a los 45 km/h, según explicaron responsables de Expoagua.