Un año después de que arrancase motores el de la capital, los municipios del área metropolitana ultiman el suyo propio. Los pueblos del cinturón podrán beneficiarse en pocos meses del bus búho, un servicio que nace con vocación de alternativa eficaz al vehículo privado y que podría empezar a funcionar a principios de año.

«Lo que pretendemos es facilitar el traslado de los jóvenes del área metropolitana que salen por las zonas de marcha de la capital, tanto a la ida como a la vuelta», explica el gerente del Consorcio de Transporte Metropolitano, Pedro Julián Lara.

El proyecto ya está sobre la mesa del delegado del área de Movilidad de la ciudad. En líneas generales, hay acuerdo en cuanto a su funcionamiento, esto es, los autobuses búho del cinturón saldrán cada hora (de cada municipio) entre las 23 horas y las seis de la madrugada, los viernes y sábados. «Es el horario que, en principio, dará el servicio, aunque aún está sujeto a cambios», apostilla del responsable del Consorcio de Transporte.

Enlace directo

No obstante, quedan flecos por resolver, como su conexión con el búho de la capital: «La idea es que los usuarios se bajen del metropolitano y no tengan que esperar mucho para coger el de la ciudad», comenta Lara.

Los búhos metropolitanos tendrán un recorrido circular y el precio del billete aún está por cerrar (el de la capital cuesta un euro).