Kremel se vuelve escritor
Joaquín Kremel en un momento de El beso de Judas, junto a Alejandro Albarracín.
Miguel Narros dirige a Joaquín Kremel, Juan Ribó y Alejandro Albarracín en una compleja obra sobre los momentos más difíciles de la vida de Óscar Wilde, tras su condena por sodomía: El beso de Judas.

El autor David Hare narra así el trance más complicado en su vida. Wilde tendrá que enfrentarse a un juicio, con una fuerte presión de la opinión pública de la época, que es intolerante.

Así, el escritor pasará del todo a la nada, pues la obra comienza con el esplendor del artista y termina con su miseria, algo que le marcó para siempre.

Las acusaciones contra él de sodomía llevarán al escritor a la cárcel, donde creará el poema La balada de la cárcel de Reading.

* Hoy, a las 20.30 h, mañana a las 21 h y el domingo a las 18 h en el Teatro Principal de Alicante: Plaza Ruperto Chapí, s/n. Precio: de 12 a 22 euros, a la venta en Servicam (902 444 300).

Un actor todoterreno

El más experimentado intérprete de esta obra ha trabajado, durante su larga carrera, tanto en el teatro como en el cine. Con la televisión también ha tenido sus idilios. Actuó en las series más exitosas de los últimos años, como Hostal Royal Manzanares, Ay señor, señor o Farmacia de Guardia. Sus trabajos en el teatro tampoco se quedan atrás. Ha triunfado, junto a Pedro Osinaga, con La extraña pareja por todo el país.