Registro en una tienda de Siberia
Registro en una tienda de Siberia. EFE

El número de fallecidos en la ciudad siberiana de Irkutsk por la ingesta de una loción de baño a base de alcohol metílico y flores de majuelo se ha elevado a 71, informaron este jueves las autoridades sanitarias locales.

"En total se intoxicaron 117 personas, de las cuales hasta este momento han fallecido 71", señaló a la agencia Interfax la portavoz del Departamento de Sanidad de la región, Tatiana Lébedeva. Precisó que 40 de las víctimas mortales fallecieron en centros médicos, mientras que las 31 restantes murieron en sus domicilios.

Los primeros casos de intoxicación se produjeron el pasado sábado y dos días después las víctimas mortales ascendían a más de 40, por lo que el alcalde de Irkutsk, Dmitri Bérdnikov, declaró estado de emergencia en la ciudad.

Además anunció la prohibición provisional de la venta todo tipo de líquidos que contengan alcohol, si no son bebidas alcohólicas certificadas.

El Comité de Instrucción de Rusia incoó un proceso penal por la intoxicación masiva y ordenó la incautación del producto, que en su etiqueta indica claramente que es sólo para uso externo.

Los fallecidos son hombres y mujeres de entre 35 y 50 años y residían en el barrio Novo-Lenino de Irkutsk.

En el marco de la investigación han sido detenidas 12 personas por su presunta responsabilidad en la intoxicación masiva.

Medios de comunicación y especialistas coinciden en que la grave crisis económica que vive Rusia desde 2014 ha llevado a que los rusos de menores ingresos no puedan permitirse comprar bebidas alcohólicas certificadas y vuelvan a consumir líquidos que contienen alcohol, como colonias y lociones.

Esta práctica era habitual en las postrimerías de la Unión Soviética y durante los primeros años de la Rusia postoviética, cuando el país se hallaba sumido en una profunda crisis que lo tuvo al borde del colapso.