El Ministerio de Educación, Cultura y Deporte ha detectado un total de 1.594 posibles casos de acoso escolar en las 4.714 llamadas a su nuevo teléfono, que puso en funcionamiento el pasado 1 de noviembre para luchar contra esta "importante lacra". La cifra representa una media aproximada de 38 diarios.

Cuando se detectan indicios de acoso, los profesionales que atienden la línea lo ponen en conocimiento de las inspecciones educativas de las comunidades, incluso de las fuerzas y cuerpos de seguridad del Estado si fuera necesario, según ha explicado el ministro de Educación, Íñigo Méndez de Vigo, en el Senado.

Los casos más graves se ponen en conocimiento de la PolicíaEl número (900 018 018) funciona todos los días del año, las 24 horas del día y no deja señal en la factura telefónica. Forma parte del plan estratégico para la convivencia en los centros escolares que impulsa el Gobierno.

Durante su comparecencia en la Comisión de Educación y Deporte del Senado, el ministro  ha asegurado que estos posibles casos su departamento los traslada a la Inspección educativa de las comunidades autónomas y los más graves los pone en conocimiento de la Policía.

También ha indicado que tiene intención de acordar con las comunidades autónomas en el seno de la Conferencia Sectorial de Educación el Plan Estratégico de Convivencia Escolar, actualmente en fase de borrador, con medidas concretas para acabar con "una de las lacras más importantes de esta sociedad" como es, a su juicio, el acoso escolar.

Asimismo, ha subrayado que para este plan tiene intención de contar con la participación no sólo de las comunidades autónomas, sino también de expertos, centros educativos, docentes y familias y que incluya como ejes la educación inclusiva, la educación de los sentimientos y la amistad o el uso adecuado de las nuevas tecnologías.