El delegado del Gobierno en Andalucía, Antonio Sanz, ha detallado este jueves a preguntas de los periodistas en Granada que dos de los detenidos son de nacionalidad británica y los otros dos son españoles, al tiempo que ha destacado la colaboración policial que ha permitido llevar a cabo con éxito esta "importantísima operación".

Los detenidos han podido cometer siete robos con fuerza en cajeros en la demarcación de la Policía Nacional y otros ocho en zonas competencia de la Guardia Civil, siguiendo un similar 'modus operandi' consistente en explosionarlos, bien con gas, como el acetileno, o con explosivos.

En la operación se han intervenido, además de estos materiales, vehículos, dinero y otros elementos usados para cometer estos hechos ilícitos, como cableado eléctrico.

Sanz ha dicho que la investigación sigue abierta y ha querido felicitar la labor realizada por los cuerpos policiales.

Consulta aquí más noticias de Málaga.