Hay vida más allá de la jubilación. Lo demuestra hoy, Día Mundial de las Personas Mayores, el programa Sénior de la Junta, una idea que persigue aprovechar la experiencia de los jubilados para ayudar a jóvenes empresarios.

Sénior es como un matrimonio de conveniencia, ¿no?

Sí. Casamos jubilados expertos con jóvenes empresarios.

¿El reto del programa?

Como nos hemos equivocado muchas veces, el fin es que los jóvenes no cometan los mismos errores que nosotros.

A esta edad, todo lo que no se da se pierde, ¿es así?

Sin ninguna duda. Si no trabajamos ayudando, la experiencia se pierde.

¿Cuántos son ya?

Ahora, 45. Seguimos captándolos y presentando el programa en todas las provincias. Queremos tener 300 empresas en la base.

¿Cuál es el perfil?

Hay de todo. Expertos en telecomunicaciones, finanzas, comerciales, etc.

Ponga un caso práctico.

Si una empresa joven quiere lanzar un producto informático, el sénior le asesora en la campaña, canales de distribución y objetivos a cumplir.

¿Qué dicen los jóvenes?

Están encantados. No pagan al tutor. La Junta nos da 3.000 euros por semestre.

¿Y qué opinan los jubilados?

Esto es ilusionante. Es mejor que quedarse en casa viendo la tele o haciendo sudokus.

¿Lo mejor de la jubilación?

Nada bueno. La sociedad nos ha arrinconado como a trastos viejos y eso es depresivo.
¿Un buen consejo?

Que el jubilado viva y no se entierre en vida.

¿Dónde hay que dirigirse?

A Andalucía Emprende o al e-mail blobato.ext@a-emprende.net. marta conde

BIO

75 años. Nació en Extremadura, pero lleva 46 años en Sevilla. Es el responsable del programa Sénior de la Junta.